jueves, 5 de diciembre de 2013

Abrumado por las próximas fiestas - Cómo superarlo!

Estar enfermo o con dolor crónico puede ser deprimente, sobre todo si estás viendo a todo el mundo a tu alrededor celebrar mientras tu no puedes y te sientes aislado, ya sea física o emocionalmente, a causa de tus problemas de salud. 

Muchas de las personas que tenemos fibromialgia, síndrome de fatiga crónica (SFC/EM) u otras enfermedades de dolor crónico libramos una batalla contra la depresión especialmente durante las festividades de fin de año.  Ya sea porque no contamos con suficiente dinero para todo lo que nos gustaría hacer, porque el estrés adicional que nos imponen los planes navideños nos afectan o porque no tenemos una estructura familiar que nos apoya como quisiéramos.  Hay quienes solo desean que las festividades pasen rápido por el estrés que les abruma y otros que por razones económicas tienen una celebración sencilla, pero aún así encuentran una forma hermosa de celebrar y mantener la unión con sus seres queridos, lo cual es la parte mas importante de estas fechas.


El estado de ánimo es algo que la mayor parte de las veces está fuera de nuestro control, y cuando te sientes deprimido (clínicamente deprimido), prácticamente no hay nada que te produzca entusiasmo; y esto lo sé de primera mano, porque ya he experimentado una depresión severa, la cual fue paliando conforme fui recibiendo la medicación adecuada.

A veces cuando leo que la gente me escribe diciéndome que sufre de depresión, puedo sentir en el tono de su misiva que están pasando por un mal momento.  Pero yo sé lo que es eso porque también sufro de depresión (y la he sufrido prácticamente desde siempre), pero todos los días de mi vida tomo mis antidepresivos, y solo me siento muy depresiva cuando, por alguna razón, he dejado de tomarlos.  La depresión es superable, pero hay que prestarle atención de manera consciente.  Existen diferentes antidepresivos en el mercado y a veces hay que probar varios hasta encontrar el indicado, porque todos los organismos son diferentes y lo que le hace bien a uno, no necesariamente le hace bien a otro, y solo con ayuda médica podrás llegar a determinar cual es el indicado para tu caso.  Por otro lado, es importante contar con la atención de un psiquiatra o psicólogo con quien puedas hablar sobre tus sentimientos (o contar con un grupo de apoyo). 

En mi caso particular, yo manejo mi depresión yendo en su contra: nunca menciono que sufro de depresión, no es un tema de conversación para compartir con cualquiera, y con los años aprendí que mi depresión es mi problema y solo yo puedo hacer lo necesario para lidiar con ella, por lo que considero primordial no estarla mencionando todo el tiempo a todo el mundo.  Mi círculo personal y familiar son quienes tienen que saber que sufro de depresión, y con seguridad ya lo saben... entonces, por qué escudarme en un "estoy deprimida" para no permitirme disfrutar de la vida?  Yo prefiero saber que estoy deprimida, y que a pesar de ello voy a intentar cosas que me ayuden a superarla, ya sea medicamentos, actividades especiales, atención psicológica, o simplemente permitirme quedarme en cama un día entero para recuperar mis energías emocionales.  Pero la meta para cada cual debe ser buscar un tratamiento que le ayude, siempre con la idea en mente de que podemos superarla. 

Sin embargo, por muy mal que nos sintamos, seguimos siendo consciente de la realidad que nos rodea, de lo que tenemos, lo que nos hace bien y lo que nos hace mal, y lo cierto es que cuando te obligas a realizar actividades que usualmente te hacen bien y te producen placer, el cerebro empieza a producir químicos que te hacen sentir mejor y tan solo el hecho de intentarlo, te puede ayudar a superar esa sensación de soledad que nadie debería sentir en estas fechas.

Para mi, la época navideña es muy bonita y especial, y yo me emociono tan solo con realizar la decoración navideña, aunque a veces tenga que hacerlo a lo largo de varios días (si es que no cuento con ayuda); pero todos los años son diferentes. Un año tuve dengue y pasé la Navidad durmiendo y gran parte del mes de diciembre, entrando y saliendo del hospital.  Otras veces no he tenido la fuerza o el ánimo para poner los adornos y solo he puesto algunos pequeños dentro de la casa, y de la cena navideña se ha encargado alguien mas, pero el año pasado, que me estuve sintiendo bastante mal con los dolores, mis hijos me sorprendieron colocando la decoración navideña, un día que salí de la casa.  Ahora que ya no trabajo, me provoca enormemente hacer mas cosas navideñas y trato de prepararme con tiempo, ya sea para desplegar los adornos navideños (que generalmente tenemos guardados) o para preparar la cena de navidad (ya sea grande o pequeña), porque usualmente uno ya sabe quienes pasarán por tu casa en estas fechas. Siempre pienso que es un día hermoso y no quisiera tener que perdérmelo, y ojalá fuera así para todos, porque solo ocurre una vez al año y te da la oportunidad de celebrar el nacimiento del Niño Dios, compartiendo con tus seres queridos y agradeciendo al cielo por todas las bendiciones con que cuentas, porque aunque tu vida no sea perfecta, siempre hay algo porqué dar Gracias!

Y para que no desistas de celebrar este año, aquí te dejo unos pequeños consejitos para ayudarte a prepararte mejor tanto física como mentalmente:
  • No temas pedir ayuda.  Ya estamos conscientes que no podemos hacerlo todo nosotros solos.  Mientras mas ayuda recibas, mejor será tu estado de ánimo y mas durarán tus fuerzas.  Y siempre agradece.
  • No te extralimites aunque te sientas muy entusiasmado. Toma las cosas con calma y descansa lo mas que puedas, sobre todo en los días previos a la Navidad.
  • Controla tu dieta de la manera mas estricta posible.  Evita las comidas fritas, muy grasosas, muy saladas y los dulces; prepara tu organismo para comer rico el día de Navidad y poder disfrutarlo.
  • No olvides tomar regularmente los medicamentos diarios y ten a mano medicamentos y suplementos que puedas necesitar para contrarrestar rápidamente cualquier inicio de síntomas o brote (relajantes musculares, analgésicos, etc.) 
  • Recuerda hacer listas para todo, desde lo que necesitas llevar cuando sales de casa, hasta lo que vas hacer y en que orden. El tachar tareas de tu lista te produce satisfacción de haber terminado con algo y te infunde energía para seguir con lo siguiente.
  • Organízate para todo, apunta en tu agenda lo que tienes que hacer con todo y horario, pero cuando sea necesario, reprograma lo que sientas que no puedes hacer en ese momento, o si es posible, delégalo a alguien mas.  Gran parte de un buen plan está en distribuir las tareas con tiempo.
  • Date permiso para escapar a un rincón tranquilo, lejos del bullicio y el estrés, y descansar cuando sientas que lo necesitas.

Si te sientes solo o deprimido, trata de conversar con alguien al respecto. A veces, simplemente escribiendo sobre tus problemas puede ayudarte a manejarlos. Pero si no te sientes cómodo haciéndolo en un foro público, página de facebook o comentando en un blog, puedes enviarme un correo electrónico a fibromialgico@gmail.com.  No puedo prometer que te responderé de inmediato, pero haré lo que pueda para ayudarte.

Muchas personas sufren fibromialgia o SFC, y de igual forma sufren de depresión, lo que significa que somos muchos y no estamos solos. Saber que otras personas entienden por lo que estás pasando y se preocupan por ti puede ser reconfortante, por eso la importancia de los foros, grupos o páginas de facebook que te permiten expresar tu sentir y recibir palabras de apoyo en retorno.  De igual forma, si conoces a alguien que podría estar sintiéndose solo o deprimido en este momento, trata de ayudarle de alguna manera, trata de infundirle algo de alegría a su vida, esta también es una forma de superar la propia depresión.


Recuerda: Tu eres una persona fuerte, es por eso que puedes llevar esta carga.



lunes, 25 de noviembre de 2013

Sobreviviendo a las festividades de fin de año

Las fiestas de fin de año se suponen que son eventos familiares que unen a las personas y les permiten celebrar juntos sus bendiciones, pero su preparación supone mucha planificación y trabajo, incluso para las personas con mayor energía.  Pero cuando tienes fibromialgia, fatiga crónica o alguna otra afección de dolor crónico, prepararse y celebrar se puede volver un tremendo reto.

Obviamente tus prioridades cambian si eres soltera, o casada sin hijos, o casada con hijos pequeños o adolescentes, o eres abuela.  Por lo tanto, el enfoque de tu planificación irá de acuerdo a tus prioridades.  En mi caso, mis hijos ya son grandes y yo ya soy abuela (pero de un bebé que tendrá 9 meses en Navidad, por lo que probablemente ni se entere de lo que está ocurriendo), pero siempre hemos celebrado de manera especial la Navidad, siendo mi casa punto de reunión para familiares y amigos, incluyendo las novias y esposas de mis hijos, y algunas veces hasta vienen los consuegros; disfrutamos de la cena navideña, el intercambio de regalos, etc.  En mi caso, el Año Nuevo requiere menos preparación y si es que lo pasamos en casa, generalmente mi esposo se encarga de la cena.  

Para la Navidad hay tantas cosas por hacer, como comprar los regalos (y a veces hasta forrarlos), preparar la celebración (sobre todo si se reúnen en tu casa), realizar las compras de los víveres, colocar la decoración navideña y el arbolito de Navidad (si se estila), tener la casa limpia y bien arregladita, y por supuesto recoger, lavar y limpiar, luego de que las celebraciones terminan, a parte del hecho de tener que estar enteras y regias al momento de atender a los invitados y recibir las visitas.

Para tener éxito en este fin de año, lo primero es confeccionar una lista de todo lo que te propones hacer, tratando de no dejar nada por fuera; incluye las compras navideñas, planeación de los menús, compra de víveres, envolver los presentes, decoración navideña, preparación de las comidas, etc.  Una de las claves mas importantes es DELEGAR-DELEGAR-DELEGAR.  Parece muy fácil decirlo, pero no lo es; sobre todo si eres como yo, que me gusta supervisarlo todo y asegurarme de que todo esté perfecto.  Aunque definitivamente hay algunas cosas que no podemos delegar, por lo que tener un buen plan y una adecuada organización juega un papel importante para que puedas sobrevivir estas festividades intacta.

Antes de empezar la planificación, te dejo unos cuantos consejos que puedes considerar para aligerar tu carga al momento de realizar tus planes para este fin de año:
  • Descansa lo suficiente, si necesitas dormir mas de 8 horas, hazlo.
  • Tómalo con calma y detente cuando sientas que es necesario. No te extralimites, esto te desgasta y puedes terminar colgando los guantes.
  • Aliméntate bien y evita comer lo que sabes que te puede hacer daño.  Mantente hidratada.
  • Al planificar, básate en tus pasadas experiencias.  Piensa como puedes lograr algo de una forma mas simple que el año anterior. 
  • Planifica de acuerdo a tu conveniencia, asignando las prioridades como te convenga a ti y planeando los menús y las tareas que mas te gusten y mas fácil te resulten.
  • Prioriza de acuerdo a tu caso, si tienes niños pequeños, la Navidad debe ser para ellos, si eres abuela o punto de reunión, entonces enfócate en lo que planeaste hacer y no en lo que algunos familiares les gustaría que cocinaras.
  • Dedícate a realizar aquello que mas te guste.  Estas son las cosas que probablemente no debes delegar (porque entonces te estarías privando de algo que te produce placer), ni tampoco debes incurrir en tareas que te resultan tediosas solo por complacer a otros.
  • Incluye dentro de tu planificación, planes de contingencia. Por ejemplo, si querías hacer Dulce de Frutas y no te alcanzó el tiempo o las energías, puedes enviar alguien al supermercado a comprar uno que ya esté hecho.
  • Antes de empezar la acción, revisa tu lista y valida mentalmente si todo lo que te propones hacer es "honestamente realizable".  Se realista y no pienses que puedes lograrlo todo, sin recordar que puedes desgastarte y hasta detonar una crisis.
  • Asigna fechas a las tareas de tu plan, cuando deben empezar, cuando deben estar listas y adiciona quien será el responsable para ejecutar cada tarea.  Incluye descansos programados durante el día cuando estás trabajando e incluso tómate días libres, luego de un día de mucho trabajo; planifica tomando en cuenta a que horas eres mas funcional y por el período de tiempo que sabes que puedes durar (por ejemplo, si sabes que puedes ser funcional por 4 horas, entonces planifica dedicar 3 horas a una tarea y descansar 1 hora).
  • Escucha las señales que emite tu cuerpo.  Si a mitad del camino de las preparaciones, te sientes muy cansado o adolorido, quizás sea momento de revisar el plan, ver que se puede eliminar o delegar a alguien más, o cual plan de contingencia puedes poner en acción.

Sé que este post me quedó un poco tarde (pero mejor tarde que nunca). A continuación he dividido las tareas y recomendaciones de acuerdo a los puntos que considero mas críticos al momento de planear, pero tu puedes priorizar las tareas de la forma que mas te convenga personalmente.

COMPRAS NAVIDEÑAS
Yo en realidad empiezo mis compras navideñas en octubre y noviembre, ya que acá muchos almacenes comienzan sus ofertas en estos meses. Durante los últimos meses del año, voy haciendo listas de los obsequios que regalaré, a quienes y lo que creo que pueda interesarles de acuerdo a lo conversado con ellos en algún momento (prestar atención es importante), y cuando sé lo que alguien puede necesitar o definitivamente le gustaría, voy anotando los objetos que quiero comprar con sus detalles, de tal forma que luego puedo ir directo a la tienda (si ya sé donde hay) o lo voy buscando por internet.  Al final, termino haciendo muchas compras en línea y otras en las tiendas en black friday.  Me di cuenta que administraba mejor mi tiempo al ojear por internet en lugar de pasearme por un montón de tiendas de arriba a abajo. Y si necesariamente, me toca ir al mall y pasear por varias tiendas, siempre voy acompañada y consigo una silla de ruedas (que generalmente proporcionan en todos los centros comerciales) para evitar desgastarme caminando tantos kilómetros, como los que se puede caminar en estos lugares.

PLANEACION DE MENUS Y COMPRA DE VIVERES
Yo detesto ir al supermercado durante el mes de diciembre, es como ir a un mercado persa, hay demasiada gente, las cosas que uno quiere se agotan rápido, las filas en las cajas son interminables, en fin, para mi es un estrés total.  Me siento en la computadora y planeo los menus navideños desde el mes de noviembre, que para mi no solo se trata de las comidas del día de Navidad, sino también de lo que vaya a regalar u ofrecer a las visitas que generalmente se reciben durante el mes de diciembre (dulces, galletas, ron ponche, etc.); y empiezo a comprar desde el mes de noviembre todo aquello que vayan poniendo en los estantes del supermercado.  Estas compras prefiero hacerlas yo misma, porque sé exactamente lo que estoy buscando, pero si se trata de algún producto sencillo que se me quedó sin comprar o ya toca hacerlo en el mes de diciembre, es muy probable que le pida a alguien mas que vaya al super por mi.  Y si no queda mas remedio que yo misma vaya, entonces hago uso de los carritos eléctricos que tienen para las personas discapacitadas, porque aunque suene extraño, es un implemento que puede ayudarme a evitar el desgaste y disminuir la posibilidad de fatiga, y no importa lo que los demás piensen, porque primero está mi salud y mi bienestar.

TIEMPO PARA FORRAR REGALOS Y HACER VISITAS
Es importante programar tiempo para envolver los presentes y llevarlos a su destino.  Dicho sea de paso, esta es una actividad que me encanta.  Es algo que prefiero hacer yo misma, porque el toque personal es muy importante para mi.  Sin embargo, es cuestión de gusto y prioridad.  Si eres de las que disfrutan envolviendo los regalos, entonces debes incluir tiempo en tu planificación para esta actividad.  Aunque no pierdas de vista que esta puede ser una de esas cosas que tengas que recortar en tu plan e intercambiar por bolsas de regalo, en lugar de un envoltorio sofisticado. Realizar las visitas para entregar los regalos también es importante y algo que es muy agradable hacerlo en persona, pero dependiendo de como anda tu programación y que tantas energías aún conserves, quizás puedas coordinar para que otro miembro de tu familia entregue los regalos. 

DECORACION NAVIDEÑA
Aquí si aplica lo de delegar, casi al 100%, por supuesto siempre supervisando y dando los toques finales. Mis hijos, mis nueras y hasta mis sobrinas me ayudan con esta labor, y lo hacen de muy buena gana. Realmente se trata de un trabajo grande así que generalmente trato de hacerlo en 2 o 3 días que pueden ir de un fin de semana al siguiente, y procuro que sea durante la segunda semana de diciembre, para que no se junte con la preparación de la celebración en si.  Pero los años que me ha tocado hacerlo a mi sola, hago un poquito cada día durante una semana y si los demás no están interesados en ayudarme con la decoración, entonces solo adorno la casa por dentro (que es para mi placer personal) y dejo algunas cosas por fuera como la decoración externa de la casa.  El secreto es hacerlo poco a poco para no cansarse mucho y pedir ayuda para bajar y cargar cajas y adornos pesados, al igual que cuando hay que treparse para colocar guirnaldas o luces.

PREPARACION DE LA COMIDA Y CELEBRACIÓN
A mi me encanta cocinar, hornear postres, galletas y cupcakes; aunque ahora tolero muy poco el calor de la cocina y el estar de pie por largo rato, por lo que he tenido que desarrollar técnicas para poder hacer las cosas:  
  • Si tienes una mesa o desayunador en la cocina, úsalos, sino, trasládate al comedor con todos los implementos necesarios.  He aprendido a preparar comida estando sentada; al principio no es muy cómodo y hasta puede hacer el trabajo un poco mas lento, pero funciona muy bien para evitar que nos fatiguemos demasiado.
  • Pide y acepta toda la ayuda que haya disponible.  Si otros pueden pelar papas o ajos, lavar los utensilios que se van a utilizar o se han utilizado, revolver algo en la estufa, llevarte lo que necesitas o alcanzar lo que está guardado en un estante alto o muy bajo, aprovecha, porque es una forma de ayudarte a conservar tus energías. 
  • Utiliza la mayor cantidad de electrodomésticos que tengas a tu disposición: procesador de alimentos, licuadora, batidora, abrelatas eléctricos, no trates de hacer nada de forma manual si tienes a mano algo que te aligere el trabajo, ya que necesitas ahorrar tus fuerzas lo mas posible.
  • Prepara con anticipación lo que sea posible.  Por ejemplo, yo preparo el pavo 4 días antes de meterlo al horno: durante ese día pelo todas las cabezas de ajo que voy a utilizar (o alguien mas lo hace por mi), las echo en el procesador de alimentos, luego las machaco y las mezclo con vino y sal.  Luego embadurno el pavo por todas partes con esta mezcla y lo guardo en la refrigeradora, y diariamente hasta la Navidad, lo saco 2 veces al día, le doy la vuelta y lo inyecto con el jugo de la preparación para que coja gusto (esta también es una tarea que otros pueden realizar).  Igual hago con las galletas, los bombones, dulce de fruta y el ron ponche; todo lo hago en la semana anterior a la Navidad, una cosa por día o si aguanto, podrían ser dos cosas al día.
  • Siempre y enfatizo SIEMPRE procura que otra persona meta y saque las cacerolas, bandejas y pyrex del horno; al igual que debes evitar levantar y movilizar cosas pesadas.  El calor y el esfuerzo físico son dos de tus peores enemigos, que podrían dejarte fuera de combate, y esto es algo que no queremos que ocurra en estas fechas.
  • Procura que la organización del evento sea delegada a alguien mas, y que te ayuden con cosas como poner los manteles, arreglar las mesas, colocar los platos y cubiertos, y las bandejas con los platillos que serán servidos, etc. 


LUEGO DE LA CELEBRACION
Usualmente esta es la peor parte, sobre todo porque ya estamos tan cansados que casi no nos quedan fuerzas disponibles.  Este definitivamente es el momento mas importante para delegar, y usualmente la gente está mas que dispuesta a ayudarte (y si no es así, entonces quizás no deberías organizar estos eventos en tu casa).  Si no quieres simplemente desaparecer y dejarle todo el trabajo a los demás, haz como hago yo y siéntate a darle apoyo moral a los que están recogiendo y limpiando.

Aquí te dejo algunos links de documentos que te pueden ayudar a planear mejor este fin de año; todos están en excel, así que puedes modificarlos a tu gusto, y también de dejo el link de dos de mis tableros de Pinterest que pueden darte algunas ideas:
Lista de obsequios por persona - esta lista también la utilizo para los cumpleaños del año
Menú de Navidad - con lista de compra de víveres
Planeador de Eventos - ejemplo relacionado con Navidad. Contiene 3 hojas: Invitados, Presupuesto y Programación (puedes usarlo para otros eventos)
Cajas y Envoltorios para regalos - Mi tablero de Pinterest
Ideas para regalar en Navidad - Mi tablero de Pinterest

Espero que tus planes para estas festividades te salgan a pedir de boca y que puedas celebrar y disfrutar como te lo mereces.  

Mil Bendiciones!


sábado, 9 de noviembre de 2013

Fibromialgia: Quien dice que no se puede gozar de la vida?

El hecho de tener fibromialgia y otras condiciones de dolor crónico nos obliga a tener un estilo de vida recatado y en muchas ocasiones nos impide divertirnos como solíamos hacerlo.  Para nuestra salud mental es importante encontrar la forma de gozar de la vida, aunque sea de vez en cuando y aunque tengamos que estar en reposo unos días después.

Este mes de noviembre se considera el mes de la patria en mi país, ya que hay varias fechas de celebración (3, 4, 5, 10 y 28).  Recientemente tuvimos un fin de semana largo, desde el sábado 2 hasta el martes 5 de noviembre, por lo que aprovechamos para viajar por 3 días hacia la casa de la playa.  Muchas veces no voy a la playa, solo me quedo en la casa, me meto a la piscina, hacemos barbacoa y jugamos juegos.  No me había estado sintiendo muy bien y casi no voy, pero era la primera que vez que llevaríamos a mi nieto de 7 meses a un viaje de este tipo y no quise perdérmelo.  La verdad es que a pesar de todo, no me arrepiento.  El primer día fue ligero, me metí a la piscina con mi nieto y salimos bastante pronto; por la noche, los adultos jugamos hasta tarde.  El segundo día estuve en la piscina durante casi 3 horas, bailando y jugando voleibol.  Yo ya casi no puedo bailar por mas de 1 o 2 canciones porque no puedo mantenerme de pie debido al dolor en mis talones, y jugar algún deporte es algo fuera de consideración, debido a que mi resistencia al esfuerzo muscular es muy poca.  Sin embargo, hacer estas cosas en el agua me resultó bastante fácil y maravilloso.  

Por supuesto, desde que empecé a bailar, pude sentir como me iba agotando y supe que tendría mucho dolor después, por lo que casi desde el principio me tomé un relajante muscular para cubrir por adelantado los síntomas, porque me estaba divirtiendo tanto que no quería parar; y cuando finalmente salí de la piscina, que ya estaba muy adolorida y cansada, me tomé un analgésico con anti-inflamatorio (Arcoxia 120mg), me di una ducha tibia, me puse crema caliente en todos los lugares donde tenía dolor (es decir, casi todo el cuerpo) y luego me puse piyama y me acosté en una hamaca con mi tesorito.  

Esa noche caí temprano en la cama y dormí muy bien, y a pesar de este gran esfuerzo, no amanecí tan mal como pensé que sucedería.  Al tercer día viajamos de vuelta y en el camino empecé a sentir el agotamiento y el malestar, así que en cuanto llegué a casa me tomé otro relajante muscular, comí y me acosté como a las 4:30 de la tarde y dormí hasta la mañana del día siguiente.  Fue increíble pero reconfortante.  Por supuesto pasé el resto de la semana en reposo, tomando las cosas con calma y terminando de recuperarme, aunque aún no lo logro del todo, pero cuando alguien me preguntó por qué había hecho esto, yo contenté: "yo sabía como me iba a sentir después, pero si no es así, no gozo".  Yo siempre he sido una persona muy alegre a quien le encanta divertirse, no puedo evitarlo; tendría que estar muy mal, como en 9 o 10 de dolor, para darle la espalda a la diversión y retirarme.

Para quienes siempre fueron el alma de la fiesta y han tenido que suspender o disminuir sus niveles de actividad y diversión, yo les digo: "Quién dice que no podemos seguir gozando de la vida?"  Solo hay que encontrar la forma que mas le convenga a cada uno, cubriendo todas las posibilidades por adelantado y si nos extralimitamos un poco, ni modo, nos toca aceptar las secuelas por unos cuantos días, pero sobre todo recordar lo mucho que hemos gozado y agradecer el hecho de que estamos llenos de vida para vivirla.

De este viaje mío a la casa de la playa, les dejo algunos consejos que apliqué como precaución para minimizar la cantidad de malestar que podía experimentar:
  • Meterse al agua (ya sea piscina o playa) después de las 4 pm.  Esta es la mejor hora, porque ya no hay mucho sol, sin embargo el agua aún está calientita.
  • Usar bloquedor solar en todas partes, incluyendo los labios.  Y si estaremos expuestos al sol, aunque solo sea el resplandor, es recomendable un buen sombrero playero y lentes de sol.
  • Llevar sandalias confortables con buen soporte para los talones
  • Llevar ropa fresca y holgada
  • Beber mucha agua y líquidos
  • Si se tiene dolor muscular, aplicar una crema caliente para relajarlos y cubrir el área (sobre todo si se aplica de noche)
  • Abrigarse bien para dormir, porque generalmente las noches son bastante frías en la playa.
  • Tomar los medicamentos por adelantado, como mecanismo de profilaxis.
  • Si tienes una almohada especial, no olvides llevarla, tanto para dormir como para estar mas cómoda en el viaje en auto. 
  • Si es posible, escoja el mejor colchón, ya sea en una cama o en el suelo.  Si su familia y amigos son como los míos, ellos mismos se lo ofrecerán.
  • Quítese la ropa húmeda apenas sale del agua.

Hace unos años escribí un artículo con un tema muy similar, llamado Sarna con gusto no pica que tiene algunos otros consejos que puedes aprovechar cuando planees hacer un viaje como este.

Cuando te diviertes, tu cerebro se inunda con neurotransmisores que producen una extraordinaria sensación de bienestar y felicidad. Nunca pierdas la oportunidad de divertirte, es lo mejor que hay para la mente y el cuerpo.



lunes, 28 de octubre de 2013

La fibromialgia y el dolor de espalda

Uno de los grandes problemas que tienen las personas que sufren de fibromialgia son los dolores de espalda, aunque el dolor lumbar es una experiencia humana prácticamente universal, ya que casi todo el mundo la experimenta en algún momento, en el caso de quienes tienen fibromialgia, es una experiencia general y prácticamente diaria. 

La región lumbar comienza por debajo de la caja torácica, y el dolor puede ser intenso en esta área; puede ser desde un dolor sordo a una sensación punzante, y puede hacer que sea difícil moverse, mantenerse sentado o estar de pie con la espalda recta.

El dolor de espalda a menudo se debe a tensión muscular. Pero a veces puede estar relacionado con un disco herniado o rupturas; cuando esto ocurre, se puede prensar el nervio ciático, y el dolor puede bajar desde la nalga hacia una pierna. Esto es lo que se conoce como ciática.

Así como la fibromialgia provoca dolores musculares generalizados, incluyendo dolor de espalda, se sabe que varias enfermedades crónicas pueden producir dolor de espalda, como la estenosis espinal que es el estrechamiento del espacio que rodea la médula espinal, lo cual puede ejercer presión sobre los nervios espinales y la Espondilitis anquilosante que se refiere al dolor crónico de espalda y rigidez debido a la inflamación severa de las articulaciones de la columna.  Y con bastante frecuencia, quienes sufren de fibromialgia, también presentan otras condiciones de salud como discos herniados, espondilitis anquilosante, artritis,  artrosis, etc., lo que incrementa la posibilidad e intensidad de dolores en la espalda a diferentes niveles.

Factores que impactan o empeoran el dolor

  • Levantar, tirar, o cualquier movimiento que tuerce la columna vertebral puede contribuir al dolor de espalda. Aunque estar sentado en un escritorio todo el día también involucra sus propios riesgos, sobre todo si la silla es incómoda o usted tiende a encorvarse.
  • Aunque se lleve el bolso, mochila o maletín en el hombro, es la baja espalda la que soporta la parte superior del cuerpo - incluyendo cualquier peso adicional que usted tiene. Así que una bolsa pesada puede tensar la espalda baja, sobre todo si la carga día tras día. Si debe llevar muchas cosas en la bolsa, considere utilizar un maletín con rueditas.
  • Mamá tenía razón cuando decía: "Párate derecho!" Su espalda soporta mejor el peso cuando uno no se encorva. Esto se logra sentándose con un buen apoyo lumbar para la espalda baja, los hombros hacia atrás y los pies apoyados en un taburete bajo. Y al estar de pie, mantenga el peso equilibrado sobre ambos pies.
  • Discos herniados: las vértebras de la columna vertebral están amortiguados por discos gelatinosos que son propensas al desgaste por el envejecimiento o lesiones. Un disco debilitado puede romperse o abultarse, ejerciendo presión sobre las raíces de los nervios espinales. Esto se conoce como una hernia de disco y puede causar dolor intenso.

QUE TRATAMIENTOS PUEDEN SER EFICACES O PRODUCIR ALGUNA MEJORIA
  • Masajes terapéuticos - según algunos estudios, el masaje puede ayudar a aliviar el dolor crónico de espalda. Después de 10 semanas, las personas que recibían masajes semanales tenían menos dolor y eran más capaces de continuar con sus actividades diarias, que las personas que recibieron atención tradicional. Esto fue así, sin importar qué tipo de masaje recibían, y los beneficios duraron al menos seis meses. 
  • Calor en el área - una compresa caliente o baños calientes pueden proporcionar alivio temporal del dolor. Igualmente se puede utilizar el pad eléctrico o parches de calor o anti-inflamatorios. 
  • Descanso en cama - cuando le duele la espalda, es posible que no tenga ganas de levantarse de la cama. Pero si el problema es la tensión muscular, los médicos recomiendan que regrese a sus actividades normales lo más pronto posible. Los estudios sugieren que más de uno o dos días de reposo en cama en realidad pueden empeorar el dolor y reducir el tono muscular y la flexibilidad. 
  • Yoga - existe evidencia de que el yoga puede ayudar. En un estudio reciente, las personas que tomaron 12 semanas de clases de yoga tuvieron menos síntomas de dolor de espalda que las personas que recibieron un libro sobre el cuidado del dolor de espalda. Los beneficios duraron varios meses después de terminadas las clases. El estudio sugiere que el estiramiento convencional también funciona igual de bien. Asegúrese de que el instructor tenga experiencia en enseñar a personas con dolor de espalda y pueda modificar las posturas para usted según sea necesario. 
  • Fisioterapia - Si el dolor de espalda le ha dejado inactivo durante mucho tiempo, un programa de rehabilitación física puede ayudar a fortalecer los músculos y volver a sus actividades diarias. Un fisioterapeuta puede guiarlo a través de estiramientos, ejercicios para fortalecer y ​​cardio de bajo impacto que le ayudarán a mejorar su condición física sin forzar la espalda. 
  • Manipulación espinal - los quiroprácticos y algunos médicos osteopáticos usan la manipulación espinal para tratar el dolor de espalda baja, aplicando presión con sus manos a los huesos y los tejidos circundantes. Este tratamiento no es adecuado para todos. 
  • Fortalecimiento de la espalda - Hay dos tipos de ejercicios para fortalecer los músculos que pueden beneficiar espalda baja, que son ejercicios de flexión y extensión. En los ejercicios de flexión, se inclina hacia adelante para estirar los músculos de la espalda y las caderas. En los ejercicios de extensión, se dobla hacia atrás para desarrollar los músculos que sostienen la columna vertebral. Un ejemplo es levantar las piernas mientras está acostado sobre su estómago. Dependiendo de la causa de su dolor de espalda, hay algunos ejercicios que no debe hacer. Si usted tiene dolor de espalda, asegúrese de hablar con su médico acerca de qué ejercicios son seguros para usted. 
  • Acupuntura - la evidencia sobre si la acupuntura puede tratar el dolor de espalda es mixta. En 2009, se realizó un estudio con cientos de personas que tenían mucho tiempo de tener dolor de espalda y los resultados fueron sorprendentes. A un grupo se le administró acupuntura simulada (utilizando palillos que tocan la piel) y a otro grupo, la verdadera acupuntura. Ambos grupos obtuvieron los mismos beneficios, con palillos y con agujas reales. Luego de ocho semanas de tratamiento, ambos grupos tuvieron un mayor alivio que las personas que no fueron tratadas con acupuntura. 
  • Medicamentos - el dolor de espalda de leve a moderado, con frecuencia se mejora con analgésicos de venta libre, como acetaminofén, ibuprofeno o naproxeno, igualmente las cremas y linimentos para aliviar el dolor pueden ser útiles para los dolores musculares. Pero cuando se trata de dolor severo o crónico, el médico debe recomendarle medicamentos especiales como relajantes musculares, anticonvulsivos o alguna otra clase de anti-inflamatorios. 
  • Inyecciones - si las terapias más simples y los medicamentos no ayudan, el médico puede recomendar inyecciones en la espalda que usualmente contienen esteroides. Este procedimiento se conoce como bloque nervioso, y se inyecta la raíz de los nervios irritados. 
  • Cirugía - si el dolor de espalda de larga duración está interfiriendo con su vida diaria, y otros tratamientos no han proporcionado alivio, dependiendo de la causa de su dolor, usted puede ser candidato para cirugía. Aunque a mi juicio, este es el último recursos, existen diferentes procedimientos que se pueden realizar en una cirugía de espalda como extirpar una hernia de disco, ampliar el espacio que rodea la médula espinal y/o fusionar dos vértebras juntas, para atacar de lleno la raíz del problema.

Que puede hacer para prevenir o disminuir el dolor lumbar

No hay manera segura de prevenir el dolor de espalda, sobre todo con la edad o cuando se tiene fibromialgia u otras condiciones de dolor crónico, pero hay ciertas cosas que usted puede hacer para reducir su riesgo:

  • Comience el día con actividad suaveuna actividad suave y lenta en la mañana puede ayudar a despertar los músculos cansados ​​y las articulaciones. Tómelo con calma con su columna vertebral; la respiración profunda y relajada cuando se despierta también puede ser útil. Pero ciertos movimientos no se recomienda si usted tiene dolor de espalda - pregunte a su médico qué es lo mejor para usted.
  • Use zapatos cómodospara ayudar a tener una espalda sana, elija calzado cómodo y bien acolchado. Aunque los zapatos de tacón bajo son los mejores para el uso diario, los tacones no son necesariamente un no-no; elija un par con una suela acolchada, que reducen el impacto cuando usted está caminando sobre superficies duras. Esto ayuda a proteger la espalda, las caderas y las rodillas.
  • Empiece el ejercicio gradualmenteel ejercicio es una gran manera de mantener la espalda sana. Pero si usted ha estado inactivo durante un tiempo, debe empezar poco a poco. Comience con un ejercicio de bajo impacto, como caminar, andar en bicicleta estacionaria, o nadar durante 20-30 minutos al día. Adicionar estiramientos suaves o yoga también puede ayudar a los músculos. Pregúntele a su médico qué tipo de ejercicio es mejor para usted.  Haga ejercicio con regularidad.
  • Siéntese cómodamentesi su trabajo requiere sentarse durante largos períodos, asegúrese de que su silla tenga un respaldo recto, un asiento ajustable y apoya-brazos. Algunas personas prefieren un mayor apoyo lumbar que otras. Si usted necesita mas soporte, coloque una toalla enrollada detrás de la parte baja de la espalda. Apoyar los pies en un taburete bajo también puede ayudar a aliviar el dolor de espalda al sentarse.
  • Trabaje ergonómicamentesi usted pasa la mayor parte del día en una computadora, su estación de trabajo puede afectar la salud de su espalda. Usted no debería tener que inclinarse hacia adelante para alcanzar su teclado o ver el monitor. En su lugar, muévalos más cerca, para que pueda mantener los codos a los lado mientras trabaja. También debe ajustar la pantalla del computador para que esté justo a nivel o por debajo de los ojos.
  • Haga pausas, tómese un descansoSi usted gran parte del día sentado o de pie, tome un descanso de vez en cuando para moverse. Un pequeño paseo por la casa o la oficina puede ayudar a aliviar las articulaciones y los músculos apretados. También puede intentar hacer algunos estiramientos suaves. Cuando no sea posible hacer una pausa, asegúrese de cambiar su posición ocasionalmente.
  • Practique una buena postura telefónicaSu hombro puede ser un gran apoyo para el teléfono cuando necesite realizar múltiples tareas a la vez. Pero esta postura es una causa común de dolor en el cuello y también puede contribuir a una mala alineación en la espalda. Cuando usted necesite hacer una llamada de manos libres, utilice un soporte para el hombro, auriculares o la función de altavoz de su teléfono.
  • Párese de una forma inteligenteestar de pie durante períodos prolongados puede causar estrés en su espalda baja. Si usted tiene que estar parado por el trabajo, trate de poner un pie en un banco u otro objeto pequeño y con frecuencia intercambie los pies. Esto le ayudará a aliviar la tensión sobre la zona lumbar. El uso de zapatos acolchados o pararse sobre una estera de goma gruesa también puede ayudar a aliviar la presión cuando tiene que estar de pie por largas horas.
  • Aprenda a levantar correctamentelevantar niños y otros objetos pesados ​​es una fuente común de dolor de espalda. Siga estos consejos para proteger su espalda: acérquese al objeto que está levantando y mantenga los codos lo más cerca de su tronco como sea posible, tratando de no estirar sus brazos lejos de su cuerpo.  Doble las rodillas y levante con las piernas y los músculos del estómago. No gire mientras levanta.
  • Pregunte por las escalerastomar las escaleras a menudo se sugiere como una forma de incluir más ejercicio en su día. Pero subir escaleras puede no ser el mejor ejercicio para algunas personas con dolor de espalda, especialmente los adultos mayores y las personas con problemas de rodilla. Así que antes de ir para la escalera, pregunte a su médico si tomar las escaleras es la opción correcta para usted.
  • Ajuste la posición del asiento del auto - conducir largas distancias puede poner una tensión en su espalda baja. Siga estos consejos para ayudar a mantener la espalda en buen estado, incluso en los viajes más largos: mueva su asiento hacia adelante para que no tenga que encorvarse para llegar al volante; coloque una toalla enrollada, una pequeña almohada u otro soporte lumbar detrás de su espalda baja; tome un descanso cada hora en los viajes largos para salir del auto y caminar.
  • Sepa que ejercicios debe evitarsi usted tiene una lesión en la espalda o alguna condición que afecte su espalda, puede haber algunos ejercicios que no debe realizar hasta que su médico lo apruebe. Estos pueden incluir entre otros, bailar, correr, abdominales. Su médico también puede aconsejar no levantar las piernas mientras está acostado sobre su estómago. Es preferible preguntarle acerca de cuales ejercicios específicamente usted debe evitar.
  • Empuje con cuidadoactividades que requieren empujar, como pasar la aspiradora, empujar un coche de bebé o la carretilla del supermercado, y cortar el césped pueden sobrecargar la zona lumbar. Una vez más, mantener los codos cerca de su tronco como sea posible y no empuje con los brazos rectos. Seleccione un cochecito o una aspiradora ligeros. Si la actividad todavía se siente como demasiado, trate de hacer unas pocas cosas a la vez.
  • Escoja la mejor posición para dormirdormir de lado es la posición más común para dormir. Coloque una almohada entre las rodillas para mantener la espalda en buena posición. Si debe dormir boca arriba, trate de usar una almohada debajo de las rodillas. Evite dormir sobre su estómago, ya que esto puede empeorar el dolor de espalda.
  • Mantenga su peso bajotener peso extra en su cuerpo significa más trabajo para los músculos de la espalda baja. Esto es especialmente cierto si los kilos de más son alrededor de su cintura. Mientras más pesado esté, mayor será el impacto que hay en su espalda con cada paso. Bajar de peso también puede ayudar a proteger los músculos y las articulaciones de las rodillas y las caderas.

Siga estos consejos y cuide su espalda, ya sea solo o con ayuda profesional, de esta forma podrá lograr algo de alivio y evitar que el malestar empeore.





Fuente: imágenes y algunas notas tomadas y traducidas de artículos de WebMD, mas información complementaria de mi parte.

miércoles, 16 de octubre de 2013

La Cama: amiga o enemiga?

La cama es adictiva, es sabrosa y provocadora, nos incita a quedarnos con ella, nos atrapa entre sus sábanas y no nos deja ir.  Bueno, haciendo a un lado el melodrama, es muy cierto que cuesta mucho levantarse de la cama y la realidad es que mientras mas tiempo pasamos acostados, menos probabilidades tenemos de pararnos.

Con frecuencia leo como la gente con fibromialgia pasa mucho tiempo en cama, por lo mal que se sienten o lo cansados que están o porque simplemente es todo lo que les provoca hacer.  De hecho a mi me pasa, y creo que es bastante usual, sobre todo entre la gente que no tiene que levantarse para ir a trabajar, ya sea porque estén discapacitados o porque han decidido quedarse en casa; al tener el tiempo disponible, aumenta la posibilidad de quedarse en cama mas tiempo del necesario, porque no tenemos que salir corriendo para ningún lado.

Es cierto que nos sentimos muy enfermos y queremos estar acostados, que hay que descansar cuando el cuerpo lo pida, que es maravilloso tener la oportunidad de poder reposar durante el día, cosa que no podía hacer cuando trabajaba, pero también es cierto que la cama debilita los músculos y en nuestro caso, nos produce aún mas cansancio del que normalmente sentimos por la fibromialgia, así que hay tener cuidado, porque todo en exceso es malo.

Las personas con fibromialgia necesitan hacer ejercicio, y yo mejor que nadie sé lo difícil que esto suena, porque el dolor no nos deja siquiera pensar en el tema... pero hay que intentarlo.  Aún nos queda fortaleza interna para convencernos a nosotros mismos de levantarnos de la cama y realizar algo de ejercicio, ya sea una caminata a paso ligero o lento, algo de yoga, montar bicicleta si es posible, bailar, hacer aeróbicos de bajo impacto, quizás unos ejercicios para fortalecer los músculos abdominales y de la espalda (éstos se pueden hacer hasta en la cama); en fin, la idea es tener algo de movimiento durante el día, no solo para realizar las labores de la casa o hacer diligencias (aunque ir supermercado, para mi constituye ya algo de ejercicio, por todo lo que camino), sino porque el ejercicio produce una sensación de bienestar, ya que se liberan endorfinas mientras lo hacemos. 

Es importante pasar la menor cantidad posible de tiempo en cama.  Se supone que debemos dormir unas 8 horas diarias, aunque las personas con fibromialgia pueden necesitar unas 9 o 10 horas.  Y el período de vigilia normal usualmente es de 14 a 16 horas, aunque quienes tienen fibromialgia pueden tener varios períodos de descanso en el día, así que digamos que el período de vigilia podría ser de unas 10 a 12 horas. Haz el siguiente ejercicio: cuenta las horas del día que pasas acostado en cama, ya sea durmiendo, viendo televisión, leyendo o descansando; si éstas exceden las 12 horas o tu período de vigilia es menor a las 10 horas, entonces hay que tomar acciones y modificar este comportamiento.

A veces no nos damos cuenta de lo perjudicial que es esto.  Yo me despertaba por las mañanas y me quedaba en la cama viendo noticias y facebook en el celular, y eventualmente me volvía a quedar dormida.  Igual me pasaba si me recostaba en la cama (semi sentada) a ver televisión durante el día, sin darme cuenta se me cerraban los ojos y ya estaba dormida de nuevo.  Entonces me percaté de que pasaba demasiado tiempo en cama y tenía muy pocas horas para hacer las cosas que hay que hacer o que me interesa hacer. 

Quizás yo sea la persona menos indicada para hablar del tema, porque en lo personal, a mi me encanta la cama... Es muy difícil y requiere un gran esfuerzo de nuestra parte, pero tenemos que poner la mente y el corazón, y saltar fuera de la cama, por nuestro propio bienestar.

  

viernes, 27 de septiembre de 2013

Fibromialgia en su apogeo

Esta última semana, la fibromialgia me pasó una factura muy jugosa.  Mi pequeño nieto de seis meses fue bautizado el sábado pasado, y durante todo el mes de septiembre me estuve preparando para esta ocasión, sobre todo porque la celebración era en mi casa; pero indiscutiblemente hay cosas que no se pueden hacer por adelantado, y se dejan para ese mismo día o el día anterior.  Y aunque recibí mucha ayuda, parece que mi esfuerzo fue descomunal.

Al ser perfeccionista, como creo que pasa con todas las personas que sufren de fibromialgia, me cuesta trabajo delegar al 100% y desconectarme, y aunque no sea yo quien realiza la labor, la superviso constantemente y muchas veces realizo correciones yo misma.  Esto es una absoluta fuente de estrés.

Les cuento un poquito como lidié con este evento: 
  • Traté de hacer las cosas lo mas pausadamente posible, diviendo las tareas en fragmentos pequeños y postergando lo que fuera posible para el día siguiente, al momento en que sentía que ya mi cuerpo no quería cooperar.  
  • Por ejemplo, si tenía que pintar, hacía una pared grande o 2 o 3 pequeñas, y no hacía nada mas en todo el día.  Si tenía que ordenar, trabajaba en un área por día.
  • Dejaba las tareas mas ligeras para la tarde o noche, como enviar las invitaciones electrónicas o hacer los recordatorios del bautizo en la computadora (mi hijo fotógrafo tomó una sesión de fotos con toda la familia y el bebé y yo armé unos recordatorios muy bonitos en photoshop con leyendas alusivas al bautizo, en un despliegue de fotos en acordeón).  
  • Todas las noches revisaba la lista de cosas pendientes y asignaba las tareas para el día siguiente, al igual que la lista de cosas que había que comprar para el evento.
  • Antes de empezar a adornar la casa, definitivamente había que limpiarla (como vivo en una esquina y entra mucho polvo a mi casa), esto se dejó para ese mismo día.  Aunque yo misma no fue quien limpió, si estaba detrás del que lo estaba haciendo para que no quedara nada sucio ni mal puesto.
  • La noche anterior me dediqué a hornear cupcakes (unos 100 mas o menos) y dejé los frosting listos para untar al día siguiente; la mezcla y preparación la realicé sentada y recibí mucha ayuda, me pasaban ingredientes si no los tenía a mano, me traían agua fría para beber, metieron y sacaron las bandejas del horno para que yo no tuviera que calentarme, etc., pero al final, la responsabilidad de verificar que todo quedó bien y guardarlos adecuadamente era mía.
  • Finalmente me dormí como a las 4 o 5 de la madrugada, porque luego que terminé con los cupcakes, me puse a recoger cosas que estaban tiradas en mi cuarto, a ordenar un poco y a esa hora me di un baño.  
  • El día del bautizo estaba levantada desde temprano, y creo que pude haber dormido unas 3 o 4 horas, porque aunque intenté quedarme en cama esa mañana para dormir un poquito mas, siempre había algo que me mantenía despierta y decidí levantarme y mejor estar pendiente de todo.

En fin, el caso es que todo quedó muy bonito, la casa bien adornada, todo se sirvió a tiempo, mucha gente ayudó y como a mitad de la celebración decidí sentarme tranquila a conversar con los invitados, porque me sentía realmente exhausta y ya no podía seguir en pie.  Aproveché sentarme en un sillón reclinable, de esos que te permiten trepar los pies, y pensé que aunque me dolía todo, ya podía relajarme y estar tranquila el resto de la velada... cuando de repente empecé a sentir un terrible dolor que me subía desde los dedos hasta los tobillos por la parte de encima de los pies, era como un calambre y los pies se me empezaron a agarrotar, a contraerse y no podía controlarlos, el dolor era insoportable.  Le pedí a una amiga que me enderezara las plantas de los pies, pero no funcionaba.  Tuvo que ir a buscar a mis hijos, que me ayudaron con masajes circulares, luego me levantaron del sillón y me llevaron arrastrando los pies, hasta mi cuarto, me acostaron y me pusieron crema caliente, y allí terminó la velada para mi.  Esa fue la culminación de mi laborioso mes.

Que factura mas cara me salió.  Me sentía un poco apenada porque había mucha gente en mi casa que yo no conocía (que eran de la familia de mi nuera) y por supuesto desconocen mi condición de salud, pero todos los que me conocían no hicieron mas que darme ánimos y algunos hasta se quedaron conmigo en el cuarto.

Para mí, esto fue Fibromialgia en todo su apogeo, con todos los pelos y señales.  Pasé toda esta semana con mucho dolor, con mucha fatiga y tratando de recuperarme, y todavía hoy siento dolor en los tobillos, aunque esté en reposo.

Esto me sirvió de experiencia para recordar que ya no soy tan fuerte y que a veces aunque haga lo necesario para cuidarme y evite aquello que puede afectarme, igual voy a tener una crisis, porque dentro de mis condiciones, me estoy extralimitando. Definitivamente, ya no somos los mismos de antes, pero aún podemos seguir disfrutando de la vida.

viernes, 16 de agosto de 2013

Abordaje farmacológico de la fibromialgia - La importancia del cóctel

La fibromialgia requiere ser tratada con una combinación de terapias farmacológicas y no farmacológicas.  En el ámbito farmacológico no hay nada escrito que sea igual para todos los que sufren de fibromialgia; como ya sabemos, lo que funciona para unos, puede no funcionar para otros y viceversa.

Aunque estudios recientes apoyan el tratamiento de la fibromialgia, combinando medicamentos, ejercicios, terapia cognitiva, educación al paciente y una atención multidisciplinaria, en este artículo solo hablaremos de la parte farmacológica del tratamiento.

No existe un medicamento o combinación de medicamentos que funcionen igual de bien para todos los que sufren de fibromialgia,  especialmente si se tiene alguna otra condición adicional de salud, y sobre todo, si ésta involucra también dolor crónico.  Sin embargo, como todos sabemos, aunque los medicamentos por si solos no alivian los síntomas de la fibromialgia, el obtener alivio para el dolor, aunque solo sea parcial o disminuyendo su intensidad, es significativo, ya que mejora el estrés sicológico, la habilidad cognitiva, el sueño y la capacidad física.

Algunos medicamentos se toman solamente cuando se necesitan, según la severidad de los síntomas, mientras que otros se toman de acuerdo a un horario, en cuyos casos es importante hacerlo según las instrucciones, en las dosis correctas y no omitir ninguna toma.

Los medicamentos comúnmente utilizados en el tratamiento de la fibromialgia son:
  • Analgésicos No narcóticos 
  • Analgésicos Narcóticos
  • Anticonvulsivos
  • Antidepresivos
  • Relajantes Musculares


Analgésicos No narcóticos 
Incluyen analgésicos como acetaminofén o tramadol y AINEs (anti-inflamatorios no esteroideos).

Los analgésicos como Acetaminofén (Tylenol), tienen poco efecto sobre el dolor crónico o severo, y se recomiendan mas bien en el momento que empieza el dolor y si se trata de un dolor de leve a moderado. Es un analgésico bastante noble; no tiene prácticamente efectos adversos, no afecta el estómago, riñones ni el sistema cardiovascular.  Pero no se recomienda su uso excesivo ni con pacientes que tengan enfermedad hepática o renal, o que beban alcohol con frecuencia.

Por otro lado, analgésicos como Tramadol (Ultram o Tramal) funcionan alterando la parte del cerebro que percibe el dolor, y muchas veces su uso para tratar la fibromialgia ha sido mas exitoso al ser combinado con acetaminofén, como el Ultracet.  Pueden ocasionar un sinnúmero de efectos adversos como problemas gastrointestinales, dolores de cabeza, constipación, boca seca, ansiedad, euforia, confusión, problemas para dormir, y además incrementa el riesgo de sufrir ataques, por lo que deben ser admnistrados con cautela a pacientes que tengan historia de convulsiones o que estén tomando medicamentos como neurolépticos, inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina o antidepresivos tricíclicos.

Es un medicamento de uso delicado, cuyas dosis, incrementos, reducciones o suspensión del mismo, deben ser monitoreados de cerca por un médico, ya que la suspensión abrupta puede ocasionar síndrome de abstinencia (ansiedad, insomnio, alucinaciones, náuseas y temblores). Por esta misma razón, en mi país los analgésicos con Tramadol no se pueden comprar sin una receta médica.
 
Por otro lado, los AINEs funcionan bien contra el dolor crónico severo, condiciones inflamatorias muúculo-esqueléticas, dolores de cabeza y fiebre, aunque no se recomienda utilizarlos por períodos prolongados debido a sus efectos secundarios (problemas gastrointestinales, dolor abdominal, náuseas e incluso úlceras gástricas).  Son prescritos con mucha frecuencia para la fibromialgia, aunque no hay evidencia de que funcionen por si solos, pero si parecen mejorar el dolor al combinarlos con antidepresivos triciclicos.

Se dividen en AINEs clásicos - Inhibidores de COX-1 y COX-2 (naproxeno, ibuprofeno, diclofenaco, piroxicam, etc.) y los AINEs selectivos - Inhibidores específicos de COX-2 (meloxicamcelecoxib, parecoxib, etoricoxib). Existen mas de 20 AINEs, incluyendo la aspirina, y en términos de alivio del dolor, ninguno tiene ventaja sobre otro.  Lo recomendable es probar uno durante al menos dos semanas, antes de cambiarlo. 

Si se tienen problemas gastrointestinales, el médico deberá recetarle además un inhibidor de bomba de protones (omeprazol o lanzoprazol) para prevenir las molestias o posibles úlceras.  Si embargo, si usted experimenta alguno de los siguientes síntomas, debe suspenderlo y llamar a su médico:
  • dolor abdominal severo
  • calambres
  • inflamación en el abdomen
  • ardor o acidez
  • náuseas continuas y severas
  • heces oscuras o con sangre
  • vomitar sangre o algo parecido a granos de café

Si se ingieren por un período prolongado, es recomendable que el médico le ordene exámenes para verificar la función renal, enzimas hepáticas y un hemograma.
 
Analgésicos Narcóticos 
Los analgésicos narcóticos son considerados como la mejor clase de medicación para tratar el dolor, y son especialmente efectivos en dolor agudo y dolor relacionado con el cáncer.  Existen dos tipos de narcóticos: opiáceos opioides.  
  1. Los opiáceos son preparados con o derivados del opio.
  2. Los opioides son narcóticos sintéticos que emulan la acción de los opiáceos, pero no son derivados del opio.

Este tipo de medicamento solo debe prescribirse si toda la medicación y terapias medicinales han fracasado para aliviar el dolor y éste está afectando la calidad de vida del paciente, porque en general, los profesionales de la salud siempre temen que se produzca adicción o algún problema de comportamiento relacionado con drogas (la adicción se caracteriza por alguno de estos comportamientos: falta de control en cuanto al uso de drogas, uso compulsivo del medicamento, uso continuado a pesar del daño causado, ansiedad o deseo intenso por la medicación).

Todos los narcóticos tienen efectos adversos como somnolencia, confusión, euforia, constipación, mareos, vómitos, respiración superficial, hipotensión, comezón y retención urinaria.  Eventualmente el cuerpo se adapta, y se desarrolla una tolerancia que disminuye estos efectos secundarios. Cuando se empieza a tomar narcóticos o se incrementan las dosis, se debe tener precaución para manejar autos o equipos, hasta que el cuerpo desarrolle tolerancia a cualquier efecto secundario.  Si se interrumpe abruptamente, se puede sufrir síndrome de abstinencia.

Anticonvulsivos
Son utilizados para tratar epilepsia y dolor neuropático. Usualmente se prescribe Gabapentina (Neurontin) y Pregabalina (Lyrica).  

La Gabapentina ha sido mas estudiada y se considera un anticonvulsivo muy bien tolerado para el manejo de dolor neuropático relacionado con diabetes neuropática, neuralgia postherpética, síndromes de dolor neuropático, dolor del miembro fantasma, síndrome de Guillain-Barre y los dolores crónicos agudos producto de lesiones de la médula espinal.

La Pregabalina, sin embargo, ha probado ser mas efectiva en el tratamiento de la fibromialgia, reduciendo la severidad del dolor, mejorando el sueño, la fatiga y la calidad de vida.

Los efectos adversos son similares en ambos medicamentos: somnolencia, mareo, temblores, visión doble, visión borrosa, amnesia y ataxia (descoordinación en el movimiento de ciertas partes del cuerpo como los dedos y manos, los brazos y piernas, el cuerpo, el habla, los movimientos oculares, el mecanismo de deglución, etc.)

Antidepresivos
Los antidepresivos inhiben la recaptación de neurotransmisores como serotonina, norepinefrina y dopamina, lo que ocasiona que se eleven los niveles de neurotransmisores, que no solo tienen un efecto fisiológico, sino también analgésico.

Existen 3 tipos de antidepresivos:
  1. Tricíclicos
  2. Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS)
  3. Inhibidores de la recaptación de serototina y norepinefrina (IRSN)
Antidepresivos Tricíclicos: son útiles para tratar de manera efectiva síndromes de dolor crónico.  Con frecuencia se prescribe Amitriptalina o Ciclobenzaprina (aunque este último se considera un relajante muscular, su estructura molecular es la de un tricíclico).  

Entre sus efectos adversos están: boca seca, disminución de la lacrimación, constipación, aumento de peso, retención urinaria, visión borrosa, disfunción sexual, sonmolencia durante el día.  Los antidepresivos tricíclicos se han asociado con riesgo de ataques, por lo que deben ser adminstrados con cautela en pacientes con historia de convulsiones o que estén tomando medicamento para disminuir el umbral convulsivo.

Pueden afectar la capacidad mental y física, por lo que se recomienda preaución si se realizan tareas peligrosas o se maneja equipos.  Si se interrumpe abruptamente, puede producir problemas gastrointestinales, inquietud o desórdenes del sueño.

Los ISRS y los IRSN se consideran útiles para tratar la fibromialgia, aunque no han sido estudiados tan exhaustivamente como los tricíclicos.  Los ISRS incluyen la Fluoxetina (Prozac, Neupax) y Sertralina (Zoloft, Altruline, Sertex, Besitrán); y los IRSN incluyen Venlafaxine (Effexor, Vandral, Dobupal, Elafax), Duloxetina (Cymbalta, Xeristar) y Milnacipran (Ixel, Savella, Dalcipran, Toledomin).

En general, entre los efectos adversos se pueden incluir: dolores de cabeza, boca seca, letargo, sudoración y sofocos, náuseas, constipación, insomnio, diarrea, disminución del apetito, etc.
 
Relajantes Musculares
En adición a la medicación para el dolor, generalmente se prescriben relajantes musculares para el sistema músculo-esquelético. Estos ayudan a reducir el dolor muscular y a conciliar mejor el sueño. La mayoría de ellos producen modorra o pesadez, pero algunos se pueden utilizar durante el día, sin estos efectos.

Existen diferentes relajantes musculares como Chlorzoxazone (Parafon Forte), Skelaxin Metaxalone, pero el que ha sido mas estudiado en relación a la fibromialgia es la Ciclobenzaprina (Tonalgen) que también viene en una presentación que incluye analgésico (Dorixina Relax).

Generalmente, los relajantes musculares producen los siguientes efectos secundarios: visión borrosa, disfunción binocular, midriasis (la dilatación y constricción de las pupilas no ocurre de forma normal), espamo acomodativo, incrementa el riesgo de glaucoma de ángulo estrecho, alucinaciones visuales y hemorragias retinales.

Conclusiones
A parte de todo lo antes expuesto, también hay importantes consideraciones en cuanto a la interacción de estos tipos de medicamentos entre sí, con otros medicamentos diferentes e incluso con la llamada "medicina naturista" como hierbas, suplementos alimenticios, homeopatía, etc.  En el caso de los productos naturales esta interacción es aún mas difícil de predecir ya que no son regulados por ninguna institución (como la FDA por ejemplo), por lo que se desconoce el grado de calidad de los ingredientes y su procedencia, el proceso de manofactura, y el contenido real de hierbas y productos naturales, ya que no siempre aparecen en las etiquetas.  

Siempre es importante mencionar a su médico y/o farmaceuta los medicamentos naturales que usted está tomando al momento que le recetan un medicamento nuevo, para estar pendiente de las posibles interacciones (por ejemplo, si usted está tomando Hierba de San Juan, bajo ningún circunstancia puede tomar Prozac).  De la misma forma, siempre que le receten un nuevo medicamento, procure leerse el prospecto adjunto sobre todo la parte que habla de la interacción con otros medicamentos.

Manejar la fibromialgia puede llegar a ser muy frustante tanto para el paciente como para su médico; como ya sabemos, todos los medicamentos y combinaciones pueden funcionar de diferentes formas en las diferentes personas.  Y definitivamente la medicación por si sola, puede no ser suficiente; por lo que siempre es recomendable administrar medicamentos en conjunto con otras terapias no farmacológicas, como fisioterapia, soporte sicológico y programas educacionales.

Hay que informarse muy bien sobre lo que ponemos en nuestro cuerpo, como puede afectarnos a corto, mediano y largo plazo y sopesar los resultados versus las consecuencias.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...