viernes, 14 de diciembre de 2012

Fibromialgia Tips: un consejo sobre la organización de los medicamentos que tomas

Tomar medicamentos es un asunto delicado; no se deben repetir y por supuesto no se debe omitir tomas. Cuando uno toma medicamentos a diferentes horas del día y esto incluye suplementos alimenticios, vitaminas, etc., hay que tener mucho cuidado de no duplicar las dosis.  Y en las ocasiones en que la neblina mental está en su apogeo, a veces podemos confundirnos hasta con la hora en que nos toca tomarnos un medicamento, si era en la mañana al mediodía o a media tarde.

Dejar de tomar los medicamentos necesarios puede tener efectos muy negativos, especialmente si son para la presión arterial, colesterol o enfermedades autoinmunes. Pero de igual manera, si se duplica una dosis de uno o varios medicamentos, se puede tener una intoxicación y hasta la muerte. Así que debemos ser super cuidadosos con esta tema. 

Si eres como yo, es probable que muchas veces te hayas tomado una medicina y luego no estés seguro si fue asi o no. Antes me ocurría que me tomaba el medicamento y luego no podía recordar si me lo había tomado, entonces lo que generalmente hacía, era no tomarlo para evitar la duplicación. 

Con esto en mente, salí a comprarme un pastillero para colocar las píldoras y pastillas que debo tomar diariamente.  Me encontré con diferentes tipos: cuadrados, redondos, con pocos o muchos espacios, en fin, hay de muchos colores y sabores.  Me decidí por este (que se aprecia en la foto); tiene 4 espacios por día: mañana, mediodía, tardecita (o con la cena) y antes de dormir, y los días se pueden desprender de tal forma, que me puedo llevar los medicamentos de ese día conmigo cuando tengo que salir de casa.  Todos los domingos por la noche, lo lleno con las medicinas que debo tomar en la semana y pongo cada pastilla en el lugar del día que corresponde según el horario.  Hasta ahora me ha funcionado muy bien y no solo porque estoy consciente de haberme tomado los medicamentos, sino que también me doy cuenta cuando he omitido alguna medicina, y tengo la oportunidad de tomármela si aún es posible.

Si sólo tienes que tomar una pastilla al día o varias juntas o seguidas, puedes conseguirte uno más pequeño o más sencillo que tenga un solo espacio por día. Lo importante es tener uno que funcione para lo que tu necesitas.

Este ha sido mi consejito para el día de hoy.  Espero que tengas un excelente Fin de Semana!!

domingo, 9 de diciembre de 2012

Cuando no podemos decir que "NO"

Ayer sábado se celebraba en Panamá, el Día de la Madre... y desde hace varios días mi mamá nos había invitado a pasar la tarde en su casa. Tan especial era el evento, que hasta nos preguntó a cada uno que queríamos comer y fue a comprar menús individuales para todos... ¡cuanta especialidad!

Sin embargo, desde el viernes en la mañana estoy con una crisis de 10 (el número máximo en mi escala de dolor ), con mucho dolor en los hombros, brazos y manos, cuello y nuca, y un dolor de cabeza intermitente. Terrible... tan terrible... que no me permitía casi ni mover los brazos, ni mucho menos levantarnos (aunque a pesar de ello, moviendo los brazos muy lento y con algo de ayuda, logré hacer comida y hasta brownies).

A pesar de la cremita caliente y el masajito de la noche del viernes, el sábado aún seguía sintiéndome igual de mal.  Pero tenía este compromiso con mi mamá, y no pretendía faltar.  En cualquier otra circunstancia, hubiera llamado para decir "lo siento, no puedo asistir porque estoy malita", pero en este caso tan especial  sentía que simplemente no podía decir que "No".  

Entonces como manejar esta situación?  Me puse a pensar que cosas serían las mas recomendables para sobrellevar esta situación de la mejor manera posible, y aquí les dejo, el resultado de mi análisis, que dicho sea de paso, funcionó bastante bien...
  • Primero que todo, está mi actitud mental. Necesito prepararme mentalmente para manejar este día. Pensar por adelantado cómo será el día y convencerme de que podré manejarlo.
  • Informarle a los demás como me estoy sintiendo para que sus expectativas de mi parte sean realistas, porque no voy a poder estar levantando ni moviendo nada, ni siquiera un plato, y deben saber a que se debe, sobre todo porque necesitaré ayuda para todo (levantarme, caminar, moverme, servirme la comida, etc.)
  • Tomarme un relajante muscular y un baño caliente antes de salir de casa. Llevarme la cremita caliente por si acaso y mi almohadita especial para el soporte del cuello.
  • Sabiendo a donde voy, planificar en donde estaré sentada o recostada, obviamente buscando la mayor comodidad para mí. Pedir almohadones extra o intentar varias posiciones hasta sentirme cómoda.
  • Procurar que alguien mas maneje el auto, para evitar el estrés y mantenerme relajada (incluso en algunos casos, opto por sentarme en los asientos de atrás, aunque se trate de mi propio auto).
  • Poner mi mejor cara, por muy mal que me sienta; no tiene sentido tener mala cara ya que eso no me ayuda sentirme mejor, pero si hace que los demás se sientan mal por mi causa.  Tratar de mantener un estado de ánimo agradable, sobre todo si usualmente es uno quien establece el tono de la reunión.
  • Si en algún momento me siento demasiado mal, retirarme unos 15 o 20 minutos para recostarme en una cama; con seguridad este tiempo podrá ayudarme para recargar mis energías.
  • Y si en realidad ya no aguanto el dolor, entonces llegó la hora de despedirme; y siendo que ya estuve un rato y todos están enterados de como me siento, no deberá ser un problema, retirarme antes de terminada la velada.

Debemos tener en mente la siguiente idea al salir de casa: el objetivo es estar presentes, disfrutar del momento, compartir con los demás y no estropearle la celebración al resto de las personas.  No podemos vivir encerrados, ni negarnos a compartir con quienes genuinamente desean pasar tiempo con nosotros.

Resumiendo mi día: salí de casa a las 5:00 pm y estuve en casa de mi madre hasta las 10:00 pm.  Uno de mis hijos manejó mi auto de ida y vuelta, y traté de estar lo más cómoda posible todo el tiempo.  La última hora y media de esta jornada me costó cada vez mas y al final ya me sentía insoportablemente mal.  Sin embargo, dentro de todo, considero que pasamos un rato agradable. 

Por supuesto, al llegar a mi casa, solo quería llorar de tanto dolor, pero mis hijos me ayudaron y me atendieron prácticamente hasta que me dormí (como se invierten los papeles cuando tenemos estos problemas de salud, verdad?).   Y creo que el sentir el cariño y atención de las personas que te aman es una clave fundamental para sobrellevar el malestar.

Hoy todavía seguí en 10 y de hecho, gran parte de este artículo tuve que dictarlo a la computadora, pero no quería dejar de compartir esta experiencia, porque a pesar de todo, no me arrepiento de haber asistido a pesar del dolor.  

Por supuesto que a nadie que sufra de fibromialgia le provoca pasar por este tipo de experiencias y cuando nos sentimos así, preferimos quedarnos tranquilos; pero siempre habrá alguna ocasión en la que forzosamente debamos decir "SI" y es bueno saber lo que podemos hacer para manejar la situación.

Espero que mi experiencia le sirva de ayuda a alguien mas y les deseo la mejor de las semanas.  Y de paso, a todas mis compatriotas panameñas, les deseo que hayan pasado un maravilloso Día de Las Madres!  Mil Bendiciones!!!

 

jueves, 6 de diciembre de 2012

El Insomnio y la hipersomnia en la fibromialgia

Algunos de los síntomas mas frecuentes de la Fibromialgia y SFC están relacionados con trastornos del sueño, ya sea insomnio, pobre calidad de sueño, despertarnos constantemente, tener pesadillas, dificultad para volver a dormirnos si nos paramos en la noche, y en algunos casos, la sensación de que se requiere dormir mas horas de las que se consideran normalmente necesarias, o hipersomnia.

Creo que todos los que sufren de fibromialgia o síndrome de fatiga crónica han experimentado algunos de estos trastornos de sueño, sino todos, y mucho se ha escrito sobre toda clase de recomendaciones para contrarrestar el insomnio o mejorar la calidad del sueño.

Pues, yo al igual que ustedes también experimenté toda mi vida, esa dificultad para quedarme dormida, y mantenerme dormida por largos periodos de tiempo; y para desempeñarme adecuadamente durante el día, requería mis 8 horas de sueño reglamentarias, aunque en la práctica, uno siempre duerme menos (aproximadamente unas 6 o 7 horas).  Sin embargo, desde hace unos meses, estoy experimentando, mas bien, una hipersomnia.  Es decir, que pasadas las 8 horas que usualmente debemos dormir, aún sigo teniendo mucho sueño (como si me hubiese tomado una pastilla para dormir o un relajante muscular), y como afortunadamente tengo la posibilidad de hacerlo (sin ánimo de sonar antipática, porque estoy pensionada y no tengo que pararme temprano para ir a trabajar), entonces me quedo en cama y resulta que estoy durmiendo alrededor de 9 a 10 horas.

Quizás no le había dado mucha importancia a esto, porque no me parecía que tenía ningún impacto negativo en mi; mas bien por el contrario, me parece que tengo un poco mas de energía y una reducción en la severidad del dolor diario. Pero aún así, estaba empezando a preocuparme, porque sentía que perdía mucho tiempo durmiendo; sin embargo, precisamente hoy he estado leyendo algunos artículos respecto al incremento en el tiempo de sueño, y su impacto en el dolor crónico.

Resulta que un pequeño estudio publicado en este mes en la revista Sleep, ha demostrado que el tiempo de sueño adicional puede desempeñar un papel en la reducción del dolor y proporcionar algo de alivio para quienes sufren de dolor crónico.  Aunque este estudio fue realizado con personas sanas, se pudo concluir que su agudeza mental mejoró durante el día y disminuyó su sensibilidad al dolor, de acuerdo a las pruebas realizadas.  Este hallazgo sugiere que la disminución de la sensibilidad al dolor es similar a tomar una dosis de 60 mg de un analgésico con codeína dos veces al día.

¿Cómo ayuda el sueño a reducir el dolor?
"Creemos que tanto la pérdida de sueño como el dolor aumentan los niveles de marcadores inflamatorios, pero dormir más puede ayudar a disminuir esta inflamación", dijo el Dr. Thomas Roth

Aunque esta evaluación no fue realizada precisamente para pacientes con fibromialgia, yo pienso, por experiencia propia, que sí puede tener algo de impacto en el grado de dolor que experimentamos diariamente.  Lamentablemente, sé que no todos pueden dormir demasiado, pero vale la pena tener conocimiento de esto, ya que en la medida de nuestras posibilidades, pudiéramos tratar de quedarnos en cama durmiendo algo de tiempo extra, cuando tengamos la oportunidad, para ver si nos proporciona algún alivio.

Bendiciones y Abrazos para todos,


jueves, 22 de noviembre de 2012

Se aproxima el fin de año y hay que planear con tiempo

Con la aproximación de las fiestas de fin de año, viene también una gran cantidad de estrés: las compras, reuniones familiares y laborales, la preparación de las comidas navideñas, las decoraciones, sin contar que la calle se vuelve una absoluta locura, el tráfico es increíble y los centros comerciales, tiendas y supermercados están abarrotados prácticamente desde estas fechas hasta finales de diciembre.

Todo estos factores constituyen un escenario terrible para quienes sufren fibromialgia, SFC/EM o cualquier otra condición de dolor crónico.  Por lo que la organización juega un papel importantísimo en este período.  Yo suelo hacer listas para todo, y en estas fechas, lo primero de mi lista siempre soy “YO”.  

Previendo lo que se avecina, trato de elaborar listas semanales de las cosas que tengo que hacer, siempre considerando tiempo de descanso, relajación, sueño, terapia, y medicación (si fuera necesario), dentro de los puntos de mis listas.  También se vuelve un asunto prioritario, el estar pendiente de mis síntomas y malestares, por lo que trato de documentarlos en un diario (de lo que hablaré mas adelante).

Como yo soy muy tecnológica, trato de utilizar todas las herramientas a mi disposición, como la computadora (sobre todo excel), mi teléfono celular (que es un Android, para lo que hay muchas aplicaciones disponibles para tomar notas, llevar diarios, calendarios, etc.)

Por ejemplo, ya tengo algunas listas hechas en excel de años anteriores, y todos los años las modifico un poco o las ajusto según mis necesidades, o incluso, creo nuevas listas.

Algunas de las listas que utilizo cada año son (puedes darle click al título de las listas para ver las imágenes o descargarlas):
  • Menú de la Cena de Navidad: en una columna el plato y al lado, los víveres que tengo que comprar.  Hay ciertas comidas que me gusta hacer todos los años, así que las mantengo y solo añado lo nuevo para cada año.
  • Lista de obsequios: nombre de quien recibirá el regalo, idea del regalo, tienda, precio, etc. (como nota adicional, muchas veces empiezo a ver este tema como dos o tres meses antes de Navidad, sobre todo si pienso comprar algo por internet).
  • Planeador de Eventos que incluye la lista de invitados (confirmados y cuantificados), decoraciones especiales, comidas y bebidas (esto es adicional al Menu de la Cena de Navidad), otros artículos que hay que comprar, imprevistos como sillas adicionales, y el Plan de Trabajo ordenado cronológicamente.  Este planeador es perfectamente utilizable para cualquier fiesta que tengas que planear.

Mas o menos por esta fecha, empiezo a elaborar las listas de tareas semanales.  Primero hago una gran lista, y luego la voy desglosando por semana, a fin de que no se me acumulen las tareas pendientes.  Por supuesto, como siempre, trato de obtener ayuda o apoyo de otras personas para no recargarme.

Solo a modo de ejemplo, pondré algunas de las tareas generales que empiezo a elaborar desde ahora; esta es una lista grande a la que le asigno fechas y luego separo las tareas por semana, desde la última semana de noviembre hasta la semana de Navidad:
  • Preparar la casa para las festividades (limpieza profunda, botar o regalar cosas viejas, dañadas o que ya no se usan).
  • Planificar las renovaciones: pintura, cambios, re-tapizados, etc.
  • Elaborar el Plan de Festividades y listas de cosas que hacer.
  • Empezar un diario de “Gratitud”.
  • Preparar las tarjetas de felicitaciones (tanto en papel como electrónicas).
  • Planear o comprar la ropa que usaré en estas festividades.
  • Empezar las compras de los regalos de Navidad.
  • Planificar los menús para la Navidad y lista de compras de víveres.
  • Decorar la casa con motivos navideños (definitivamente con ayuda o hacerlo poco a poco en varios días).
  • Empezar las compras de los víveres para la cena navideña.
  • Envolver los regalos.
  • Enviar o entregar los regalos y tarjetas (físicas y electrónicas).
  • Hacer planes para Año Nuevo.
  • Disfrutar las festividades.
  • Hacer yoga 2 veces por semana.
  • Meditar y hacer ejercicios de respiración todos los días.
  • No sentirme mal si no pude terminar lo de la semana a tiempo.

Algunas de estas tareas se pueden distribuir en una lista de varias sub-tareas a fin de irlo haciendo poco a poco y asignando lo que sea posible asignar a otros.

Lo importante, como siempre digo es “no extralimitarse”.  Planificar con tiempo y distribuir lo mejor posible las tareas, ayuda a evitar que nos cansemos demasiado.  Recuerda sacar tiempo del día para descansar cuando sientas que lo necesitas, y no temas tomarte un relajante muscular para controlar los dolores y dormir mejor.  Empieza a planear desde ya para que puedas disfrutar de unas excelentes festividades.


jueves, 15 de noviembre de 2012

Como manejar el proceso de la limpieza del hogar cuando se tiene fibromialgia

Antes que nada, deseo disculparme por estar ausente durante tanto tiempo, pero he estado con una gripe que es una combinación de gripe, alergia y principio de bronquitis, y que aún no termina de irse.

Desde hace poco mas de un mes están realizando una remodelación en mi casa, que afecta prácticamente todos los espacios, con polvo, suciedad, olores y ruidos, pero mayormente, mi cocina y lavandería.  Y en medio de este constante desorden, he tenido que encontrar fórmulas para hacer las cosas de la casa, sin verme extremadamente afectada.

Mi día realmente empieza después del mediodía, ya que debido a estas circunstancias, trato de empezar lo mas tarde posible y mas bien cerca de la hora en que los trabajadores se están marchando.  Pero en un escenario ideal, es mas funcional si distribuimos las tareas a lo largo del día, con pausas prolongadas entre ellas.

En mi caso, me he dado cuenta que no puedo hacer mas de una gran tarea por día, por lo que procuro hacer las tareas pequeñas primero y dejo la grande para último, que generalmente acaba con mi fuente de energía para ese día y me pone en “stand by” de allí en adelante.

Primero que todo, he de decir que yo no pretendo hacer todas las tareas del hogar yo sola.  Muchas de ellas las he delegado a mis hijos y mi esposo también ayuda mucho los fines de semana.  Mis chicos deben cumplir con sus asignaciones, por lo que muchas veces parte de mis tareas consiste en estar detrás de ellos (cosa que detesto, pero es necesaria).  

A continuación les comparto mi sistema, el cual está orientado para quienes no laboran fuera del hogar (pero en un próximo artículo estaré tocando el tema de como organizarnos cuando tenemos un trabajo fuera del hogar).

Tengo una lista de tareas que he separado en diarias, semanales, quincenales y mensuales u ocasionales, y también un horario para la lavandería, ya que al tener 5 personas en casa, hay que lavar todos los días.  Hay quienes prefieren destinar un día para lavar, sin embargo, yo pienso que es mejor hacerlo en 2 o 3 tandas por día, para no recargar la lavadora.


Las tareas diarias son relativamente sencillas y al menos el 50% están repartidas entre mis hijos (aunque ellos van a la universidad y/o trabajan, saben que deben contribuir con las tareas del hogar).  Las tareas diarias las tengo asignadas semanalmente. Por ejemplo, un mismo chico friega los trastes y limpia la cocina durante toda la semana, otro le pone el agua y comida al perro, recoge los pupus y saca las basuras. El resto de las tareas diarias las hago yo, o las voy delegando sobre la marcha.

De la lavandería me encargo yo (porque la verdad es algo que no me molesta y hasta podría decir que me agrada hacerlo), y les delego a mis chicos, la parte de guindar la ropa para secarse al aire libre o echarla en la secadora, una vez que haya terminado la lavadora.  Esta asignación también es semanal, es decir que durante toda la semana, un mismo chico se dedicará a ayudarme con esto.  Sin embargo, en la medida de mis posibilidades, muchas veces, yo misma echo la ropa en la secadora o la guindo si no es mucha ni muy pesada, y por supuesto, si no tengo mucho dolor. Con respecto a recoger la ropa para doblarla y guardarla, cada uno de mis hijos se encarga de su propia ropa, y yo de la mía, la de mi esposo y las cosas generales, como sábanas, toallas, manteles, etc.


Luego tengo un plan maestro con todas las labores semanales, quincenales, mensuales u ocasionales, como ya mencioné, en un cuadro general que tiene todas las tareas, separadas según su periodicidad, y además tengo otro cuadro con la lista de tareas que se realizarán cada día de la semana, que agrupa las tareas semanales, quincenales y el horario de lavandería.  En cuanto a las tareas quincenales, son rotativas, es decir, que si tengo 4 tareas asignadas para el día martes, una semana hago 2 tareas y la siguiente semana las otras 2. 


Parece mucho, pero en realidad al estar repartidas, las tareas son realmente manejables, por supuesto con el apoyo de los otros integrantes de la casa.  En el día mas cargado, quizás me tome como unos 40 a 60 minutos, realizar todas las tareas, considerando que trato de hacerlas poco a poco (por ejemplo, un grupo en la mañana y otras, en la tarde, procurando no trabajar mas de 15 o 20 minutos seguidos), pero nunca todas de una sola vez.  Por ejemplo, el día que tengo que lavar los baños (regadera, servicio y lavamanos), hago los servicios y lavamanos en una tanda, y mas tarde lavo mi regadera mientras me baño, ya que los chicos se encargan de sus respectivas regaderas (también, mientras se bañan).
 
Obviamente, cada una de estos cuadros y listas están ajustados a las medidas de mis necesidades y las tareas que realizamos en mi hogar, y no deben ser precisamente iguales a las de otras personas u otros hogares.  Todas los cuadros los tengo hechos en excel, por lo que son fácilmente modificables, y si están interesados en adquirirlos, solo tienen que darle click a la imagen, para que puedan abrirlos y descargarlos en sus computadoras.
 
Notas adicionales:
  • He procurado confeccionar mis horarios para distribuir las tareas de forma tal que no haya ningún día mas pesado que otro, de esta forma garantizo que no me voy a extralimitar en el esfuerzo.
  • Si alguien dejó algo pendiente, y yo puedo hacerlo (porque estoy en casa mas tiempo que ellos), no tengo problema de hacerlo, siempre y cuando no me esté sintiendo muy mal ese día.
  • Si no pude hacer algo y es importante, trato de que alguien lo haga por mi.  Si no es importante, no me estreso; lo haré cuando pueda.
  • Trato de no extralimitarme, porque muchas veces suele suceder que me emociono con las labores y quiero seguir haciendo mas.  Antes pensaba, “si tengo fuerzas en este momento, mejor aprovecho, porque luego quizás no pueda hacerlo”, pero ahora he aprendido que me conviene mas ceñirme al horario que he confeccionado. 
  • Utilizo productos de limpieza naturales, ecológicos y artesanales (es decir, preparados por mi misma), ya que los comerciales tienen muchas sustancias químicas y fuertes olores que pueden molestarme, producirme alergias, dolores de cabeza y hasta detonar crisis.
  • Procuro no tener tareas los domingos, y la menor cantidad, los viernes y sábados, a fin de poder disfrutar de actividades familiares y sociales en estos días, sin estar muy cansada.  Si alguna tarea del fin de semana no se pudo hacer, entonces la traslado para algún día de la siguiente semana, a menos que sea algo importante, en cuyo caso, la realizo lo antes posible o pido cooperación para hacerla.  Si de antemano se que no podré hacerla (debido a algún plan previo o evento), entonces trato de adelantarla en la semana, ya sea yo misma o con ayuda.
  • Al Plan de la Tareas Semanales, le coloco diferentes colores y tipos de letras cuando quiero asignar las tareas a los chicos, lo imprimo y lo coloco en un tablero en la cocina, de forma tal que cada uno puede identificar rápidamente, las tareas que le corresponden por día.  Esto evita confusiones y permita que tengan claro lo que tienen que hacer.  Además, aprovechando que estamos en una era tecnológica, los domingos en la noche les envío este cuadro a sus correos electrónicos (el cual pueden ver en sus celulares) para que los tengan a mano siempre en caso que deseen consultarlo y no se encuentren en casa.

Este esquema funciona cuando tenemos otras personas en casa que prestan ayuda o contribuyen con las labores del hogar, y por supuesto se trata de un tema proporcional, mientras mayor es el número de personas que vivan contigo, habrá mas tareas que realizar y con mayor frecuencia.  Pero si en tu caso, son menos personas en casa, de la misma forma también se reduce un poco la cantidad o periodicidad de las tareas.  

Ahora bien, si no cuentas con apoyo de ninguna otra persona para que te ayude a realizar las tareas y tampoco puedes contratar a alguien (aunque sea una vez por semana) o, si tienes niños pequeños y tienes que cuidarlos tu misma y atender la casa, no te desesperes, solo tienes que sentarte a organizar las tareas y repartirlas de forma que puedan hacerse poco a poco, y siempre tenemos alguien que puede ayudarnos a cuidar los niños para que podamos atender el hogar (mamá, suegra, tíos, vecinos, amigos, etc.), ya que si nos organizamos bien, quizás solo necesitemos unos 45 minutos diariamente para completar las tareas que requieran mayor atención, y las demás las vamos haciendo poco a poco durante el día.

Atender una casa y una familia no es tarea fácil, y mucho menos si tienes fibromialgia o alguna otra condición de dolor crónico.  Siendo tan perfeccionista y maniática del orden y la limpieza, tuve que aprender a despojar estas cosas de la importancia que normalmente le damos.  Ciertamente hay muchas cosas que no se pueden dejar de hacer, pero también hay muchas otras que si podemos omitir o postergar, cuando sea necesario, por nuestra salud física y mental.  

Para mi las claves del éxito para lograr esto fueron: ajustarme a mi propio ritmo, saber delegar, saber buscar ayuda, no estresarme ni agustiarme por lo que no se pudo hacer, pero sobre todo, cuando mi cuerpo dice "hasta aquí", saber hacerle caso.  Si quedaron trastes sucios o no pude lavar las sábanas hoy, mientras haya comida para comer y todos tengan ropa interior para ponerse, todo está bien en mi mundo.  

Espero que mi sistema pueda serle de ayuda o por lo menos, de punto de referencia a alguien.  Mil Bendiciones ☺☺☺

miércoles, 24 de octubre de 2012

Algo sobre la Fibromialgia y el Sexo

La Fibromialgia y el sexo pueden constituir un problema de pareja, especialmente cuando es un tema del que poco se habla.  La fibromialgia implica tantas cosas, que probablemente las relaciones sexuales no sean un asunto fácil de tratar para la pareja, o incluso desconozcan como enfrentarlo.

Los dolores que se experimentan, la fatiga y el agotamiento y la falta de flexibilidad son algunas de las razones por las cuales las relaciones sexuales pueden llegar a ser insatisfactorias y hasta dolorosas, y por lo que se vuelven cada vez menos frecuentes. 

Lamentablemente, la fibromialgia puede ocasionar una de dos circunstancias en la vida de quienes la sufren.  Por un lado, puede volverse un problema crítico (sobre todo en parejas jóvenes), al punto que el hombre se vuelve incomprensivo al respecto y el matrimonio puede terminar disolviéndose.  

Por otro lado, se mantienen juntos pero terminan viviendo una vida marital en celibato. Cuando es la mujer quien tiene fibromialgia, muchas veces el hombre simplemente deja de intentar acercamientos por miedo a causarle mas daño, o generalmente, evita las relaciones porque nunca está seguro de como se siente la mujer.

Pues bien, como alguna vez dije en un artículo anterior... "El sexo se trata de una maniobra bastante física, que usualmente involucra movimiento y apretones, y cualquier clase de contacto, hasta una suave caricia, puede producirnos malestar o desencadenar una crisis", sin embargo, con algo de trabajo, exploración, ensayo y error, podemos encontrar mecanismos para tener una relación sexual satisfactoria.  Obviamente, no podemos usar el Kamasutra como referencia, sino mas bien, buscar un compromiso con la pareja para probar diferentes posiciones y determinar como continuar teniendo relaciones sexuales de una forma cómoda y satisfactoria para ambos.  Definitivamente, esto involucra que el compañero entienda la fibromialgia, acepte el compromiso y sea totalmente comprensiva y considerada al respecto; pero cuando existe amor verdadero, la fibromialgia es simplemente otro obstáculo que hay que sortear en la vida de pareja. 

Además, es bien sabido que durante el sexo se liberan una gran cantidad de neurotransmisores, como endorfinas, dopamina, etc., que producen una sensación placentera y contribuyen a mejorar el malestar de la fibromialgia a corto y mediano plazo.  Por lo tanto, podríamos pensar... que mejor medicina que un agradable orgasmo con alguien que amas y que te ama lo suficiente para preocuparse por tu satisfacción y tu bienestar.

No descartes el sexo de tu vida tan rápido, experimenta con tu pareja y piensa que poco a poco puede volverse una experiencia agradable nuevamente y que reafirmará el amor que comparten.



 

viernes, 19 de octubre de 2012

Siempre habrán oportunidades

Cada día trae consigo una nueva oportunidad de ser feliz.

Todos los días son iguales, pero sin embargo son diferentes:
  • Sale el sol
  • los pájaros cantan
  • el cielo se nubla
  • cae la lluvia
  • el calor o el frío abraza nuestros cuerpos
  • llega la noche
  • pasan las estaciones

Sin embargo, hoy puede ser el día...
- en que podamos sentirnos diferente
- en que podamos sentirnos mejor
- en que podamos sentirnos felices
- porque la felicidad es una condición del alma

Colgar los guantes sería lo mas sencillo,
pero no puedes dar tu brazo a torcer,
tienes que seguir...
tienes que tratar...
piensa en lo que puedes lograr.

De mi dolor, brota la fuerza para salir adelante,
de mi desilusión brota la esperanza para seguir luchando,
de mi fe brota la energía para decir YO PUEDO,
de mi ser brota el amor, para seguir viviendo,
y de mi corazón brotan estas palabras, y un te quiero.

Que tengas un maravilloso fin de semana.

lunes, 15 de octubre de 2012

Como aplicar los mandamientos de un vago

Todos los días leo muchas cosas, algunos texto tienen como objetivo motivar, recomendar estrategias para mantener una actitud positiva, o como mantener la moral en alto, etc.  Siempre me hace mucha gracia el hecho de que en la mayoría de los casos se recomienda empezar el día de cierta forma, realizar algo apenas abrimos los ojos o en el momento en que nos paramos de la cama, y cuando me llega este momento... aunque pienso en ello, me es imposible (en ese preciso instante) realizar cualquier cosa, mas que ir al baño.
 
Una mañana regular para mi consiste en abrir los ojos, esperar unos minutos hasta que logre enfocar bien, convencerme a mi misma que debo pararme a vaciar mi vejiga, y aunque el baño me queda a solo 3 metros de la cama, me toma un siglo llegar a él, mientras que mi engarrotado cuerpo trata de movilizarse luchando contra el dolor.
 
Quienes sufrimos de fibromialgia, usualmente nos despertamos tan cansados y adoloridos, que no hay muchas fuerzas para hacer nada apenas nos levantamos de la cama, aunque si es cierto, que conforme pasan las horas, vamos recogiendo algo de fuerzas y el grado de intensidad del dolor puede ir descendiendo.
 
Pues bien, una de estas mañana, estaba pensado que "amanezco cansada y paso todo el día pensando en descansar" y entonces me acordé de Los Mandamientos de un Vago y los busqué.  Para mi sorpresa, de una manera hilarante, me pareció que varios de ellos aplican para nuestra condición, aunque OJO... por supuesto que no estoy diciendo que seamos unos vagos, pero a modo cómico, creo que si podríamos emplear algunos de ellos.
 
De los 10 mandamientos, aquí les dejo, solo aquellos que pienso que pueden ser aplicables a nuestra condición con su respectiva reflexión individual... 

  • Se nace cansado y se vive para descansar: definitivamente, esta soy yo.
  • Ama a tu cama como a ti mismo: también yo, ya que muchas veces paso mas horas del día con ella, que con mas nadie. JeJe!
  • Si vez a alguien descansar, AYÚDALO: definitivamente algo que nos vendría muy bien en cualquier momento y lugar.  Si tenemos la oportunidad, debemos aplicarlo.
  • Descansa de día para que puedas dormir de noche: aunque este mandamiento sería ideal, para ver si dormimos mejor de noche, no creo que sea precisamente lo mas recomendable.
  • Aquello que puedas hacer mañana, NO LO HAGAS HOY: esto nos pasa con mucha frecuencia, y no por falta de voluntad, y la verdad es que en muchos casos es muy recomendable... así que debemos aplicarlo cuando sea necesario.
  • Trabaja lo menos que puedas, lo que tengas que hacer, QUE LO HAGA OTRO: este también me parece perfecto, y la verdad es debemos aplicarlo con mas frecuencia... aprender a delegar es importante para nuestra condición.
  • Calma, nunca nadie murió por descansar: estoy es muy cierto, debemos descansar siempre que nuestro cuerpo lo pida... es imposible que tengamos una sobredosis.
  • Cuando sientas el deseo de trabajar, SIÉNTATE, y espera que se te pase: este mandamiento si suena bien vago, pero se puede aplicar siempre que sea conveniente. 

Algo de humor para iniciar la semana... porque a veces tenemos que reírnos de la enfermedad y de nosotros mismos para mantener una actitud positiva.  Mil Bendiciones y que esta semana sea mejor que la anterior!!


jueves, 4 de octubre de 2012

Como nos afectan las emociones y como contrarrestarlas

yoyo_yinyangMuchas veces podemos sentirnos bastante bien y de repente algo pasa que nos sobresalta y empezamos a tener mas dolores o hasta entramos en crisis.  Hay muchas emociones que pueden afectarnos, como la tristeza, rabia, susto, ansiedad, angustia, sorpresa e incluso hasta la alegría desmedida puede llegar a ser una emoción desgastante.

Si experimentamos alguna de estas emociones por un período prolongado o con demasiada frecuencia, o en el caso de un susto o sorpresa, con demasiada intensidad, nuestros músculos se contraen y podemos quedar fácilmente con un episodio de dolor fuerte o una crisis.  No tenemos que realizar ningún esfuerzo físico, solo una fuerte o prolongada emoción, basta.

Hay tantas situaciones a las cuales nos sometemos diariamente, que pueden ocasionar estar reacciones de la misma forma, ya sean circunstancias regulares o especiales, por ejemplo:

  • Tener un pariente enfermo o en el hospital ocasiona angustia, preocupación.
  • Un hijo con serios problemas ocasiona ansiedad.
  • Buenos amigos que se divorcian nos causa pena y hasta estrés.
  • Recibir un susto debido a un accidente, asalto, etc., o…
  • Que alguien te dé un susto a modo de juego.
  • Ver una película de horror nos da miedo.
  • Sentir una fuerte alegría, como ganarse la lotería, por ejemplo.
  • La muerte de un ser amado ocasiona tristeza.
  • Ser objeto de una injusticia nos da rabia.
  • Perder el trabajo produce angustia, desesperación.

En fin, el diario vivir acarrea consigo una serie de emociones que nos bombardean constantemente, en algunos casos mas que en otros, y esto nos afecta a nivel físico, ya que podemos sentir como se contraen los músculos de todo el cuerpo, se tensa nuestra espalda y nos duele terriblemente el cuello.  Por mas que tratemos de dosificar nuestras emociones, se puede ver afectado nuestro sueño, nos sentimos emocionalmente susceptibles, y se nos olvidan las cosas.

Pero… definitivamente la vida sería muy aburrida si todo fuera perfecto y todo el tiempo tuviéramos paz y tranquilidad (aunque… quien sabe!).  Como seres humanos necesitamos constantes retos y experiencias para crecer como personas, madurar como padres, mejorar como hijos y llegar a ser verdaderos amigos.

A parte del hecho de que tendríamos que vivir en una burbuja, para que las emociones no nos afectaran, entonces, ¿que debemos hacer para canalizar la energía negativa que proviene de las fuertes emociones y se atora en los nudos de nuestros músculos?

A veces somos o nos sentimos responsables de tantas cosas, la familia, los hijos, los amigos, el trabajo, etc., que nos olvidamos de nosotros mismos.  Cuando se tiene fibromialgia, debemos aprender a ser egoístas, y colocarnos bien arriba en la lista de prioridades.  Para no seguir sintiéndonos tan mal, tenemos que dedicar tiempo extra para nosotros; decidir tomarnos un día YO-YO, como digo yo.  No prendemos la computadora, ni revisamos emails, ni contestamos teléfono, ni intercambiamos mensajes de texto; no trabajamos (ni afuera ni en la casa), es un día de absoluto OCIO, de tiempo libre y si se quiere, recreativo. 

Obviamente, todo esto está sujeto a las posibilidades que la actividad laboral te permita.  Sin embargo, siempre se tienen días libres en la semana, y en nuestro caso, debemos tratar de organizar las cosas de tal forma que de vez en cuando ese día sea solo para nosotros.  Se que es difícil, pero hay que hacerlo casi como una obligación, como parte del tratamiento o como terapia, si se quiere, porque si no lo hacemos, pasaremos peor los días restantes o pasaremos mas tiempo en reposo debido a crisis, lo que ocasionará mas días de ausencia en el trabajo. 

Así es que tómate como una medicina, tu día YO-YO de vez en cuando o tan seguido como puedas.

Mil Bendiciones,

level-of-maturity

miércoles, 26 de septiembre de 2012

Me siento tan indignada

Hace algunos días, estaba trabajando en un artículo, cuando llegó a mi blog, un comentario de uno de los lectores con relación a un post publicado, y aunque seguí trabajando en mi artículo y lo terminé, no podía evitar pensar constantemente en este comentario, y lo negativo de su connotación.  Es como cuando se te clava una espinita y no logras sacártela… siempre la sientes allí.

Antes de ofrecerles mis observaciones al respecto, me gustaría compartir el comentario en cuestión con ustedes, para ver que opinan…
MUCHOS AQUI EN ESTE SEGMENTO TIENEN RAZON, ESTE TITULO DE : LA FIBROMIALGIA NO ES EL FIN DE LA VIDA, ME SUENA SI COMO ARROGANTE, COMO UNA PERSONA QUE "NO SABE" LO QUE DICE, ESTA ENFEMEDAD ES INCAPACITANTE, SENTIR DIAS COMO MORIR, DOLOR, CANSANCIO Y LOS DEMAS SINTOMAS QUE NO PUDE UNO NI CAMINAR, SON PALABRAS COMO LAS DE LOS MEDICOS QUE NO SBEN DIAGNOSTICAR, TE DICEN: LA FIBROMILAGIA NO ES UNA ENFERMEDAD ESTA EN TU MENTE, Y SOLO EL QUE ESTA MURIENDO DE DOLOR POR DENTRO SABE QUE LE PASA. TAMPOCO PRETENDO QUE TENGAN LASTIMA, PORQUE PARA AYUDAR A ALGUIEN ASI CON ESTA MALDITA ENFERMEDAD, HACE FALTA SENTIMIENTO, COMPASION Y LAS PALABRAS ADECUADAS PARA ACONSEJARA A ALGUIEN QUE PAEDECE DE FIBROMILAGIA. LOS SINTOAMS SON TAN DISTINTOS, QUE LLEGA Y SE VA CUANDO LE DA LA GANA Y ATACA COMO LE DA LA GANA TAMBIEN. YO ME UNO A TODAS AQUELLAS PERSONAS QUE LA PADECEN QUE NO ENTREN EN SEGMENTOS ASI, QUE LO UNICO QUE PROVOCAN ES POCO ANIMO Y TRISTEZA, FALTA DE COMPASION. ADELANTE TODOS QUE DIOS AYUDE A CADA UNO A SEGUIR ADELANTE, LOS ENTIENDO Y DIOS QUEIRA QUE PRONTE SE ENCUENTRE UNA CURA PARA ESTO TAN HORRIBLE. BENDICIONES...

Primero que todo, fue escrito en mayúscula cerrada, lo que para mi concepto, determina que la persona (Anónimo, en este caso) parece estar molesta.

Me apena muchísimo la forma como se ha expresado esta persona, porque en realidad parece que es ella quien "NO SABE LO QUE DICE"Yo no considero el título de mi blog para nada arrogante, muy por el contrario, mi objetivo con este título, es justamente motivar a las personas que sufren de fibromialgia para que sigan viviendo sus vidas con la alegría y dignidad que se merecen.

Por si alguno de mis lectores aún no lo tiene claro, yo sufro de artritis, discos herniados, problemas en el hígado (que me impiden tomar medicamentos) y otras cuantas cosas; además de tener una fibromialgia severa.  Vivo en un dolor permanente, fatigada todo el tiempo, muchas veces tengo que caminar con bastón, otras veces me tienen que ayudar a vestir o desvestir, en fin, casi podría decir que paso mas tiempo en crisis, del tiempo que puedo decir no estoy tan mal.  De hecho, yo estoy pensionada por invalidez a causa de la artritis y la fibromialgia.

No puedo evitarlo, pero me siento tan indignada por este comentario, que mi respuesta para esta persona sería:
SIN DUDA ALGUNA, PUEDO DECIR CON TOTAL CONOCIMIENTO QUE "LA FIBROMIALGIA NO ES EL FINAL DE LA VIDA", Y EL QUE ASI LO PIENSE, NO TIENE UN SOLO PELO DE FORTALEZA EN SU CUERPO, PORQUE LA VIDA SOLO TERMINA EL DIA QUE TU LO PERMITAS. A PESAR DE TODO, SOY UN SER HUMANO FELIZ, PORQUE HE ACEPTADO LO QUE ME TOCO A MI, Y HE APRENDIDO A CONVIVIR CON ELLO Y NO PERMITO QUE ESTO OPAQUE LA LUZ DE ALEGRIA QUE ALBERGA MI CORAZON NI EL BRILLO DE MI ESPIRITU, Y ESO ES LO QUE PRETENDO COMPARTIR CON LOS DEMAS. QUE NO TENEMOS QUE CAER EN EL DESANIMO CONSTANTE, NI EN LA AUTOCOMPASIÓN, PORQUE SOMOS PERSONAS QUE AUN TENEMOS MUCHO QUE OFRECER Y MUCHO QUE DISFRUTAR EN LA VIDA.

También me parece muy feo que alguien entre a un blog a dejar un comentario, y de paso le diga a los demás que no deben visitar blogs como estos.  ¿Será que esta persona está tan llena de rabia y dolor emocional que necesita ofender a los demás y despotricar para sentirse mejor?  ¿Realmente esta puede ser la mejor actitud para hacerle frente a una enfermedad que no solo debilita el cuerpo, sino que atenta contra el espíritu del ser humano? 

Yo, mejor que nadie conozco y puedo entender la incomprensión que se experimenta cuando tenemos esta enfermedad, pero si atacamos a los que sufren igual que nosotros, que clase de apoyo podemos esperar para nosotros mismos?  Por muy deprimidos, desvalidos, desesperados o furiosos que estemos, nadie tiene la culpa de nuestra fibromialgia, y para hacerle frente de una manera realmente efectiva, tenemos que empezar por modificar nuestra propia actitud ante la vida y tratar de ser mas positivos.  Como ya he dicho anteriormente, sé que esto no es fácil, pero siempre podemos intentarlo hasta que nos demos cuenta que lograrlo no es tan difícil.

Espero que mi blog realmente le brinde ayuda y apoyo a aquellos que lo necesitan y para mis lectores que siempre me acompañan a través de este arduo peregrinaje que es nuestra vida con fibromialgia, les agradezco mucho su constante presencia en mi diario vivir y sus colaboraciones al compartir sus experiencias.  Un gran abrazo para todos y Mil Bendiciones!!!

jueves, 13 de septiembre de 2012

Cuando el río suena, piedras trae

“Cuando el río suena, piedras trae” es un refrán muy significativo para mi, porque aunque literalmente quiere decir, que si escuchamos rumores sobre algo es muy probable que sea cierto, yo lo aplico a las señales que mi mente y mi cuerpo me envían en relación a la fibromialgia.

Cuando tenemos muchas cosas que hacer, nos esforzamos físicamente para completarlas y muchas veces no escuchamos a nuestro cuerpo.  Pensamos… “un poquito mas”, “ya estoy terminando” o “me falta muy poco” y entonces nos extralimitamos.

Por ejemplo, recientemente estaba lavando la regadera (piso y azulejos de las paredes); en un punto me sentía muy cansada y con mucho dolor, y pensé: “creo que ya debería parar”; pero a continuación pensé: “me falta tan poco para terminar”, así que continué de todas maneras y de repente empecé a sentir unas terribles ganas de vomitar y creí que me iba a desmayar.  Tuve que salir corriendo para sentarme; estaba tan mareada, que dudaba si iba a poder levantarme nuevamente.  

Inmediatamente me percaté de que se trataba de mi cuerpo dándome un jalón de orejas, porque no me detuve cuando estaba consciente que debía haberlo hecho.  Tuve un momento en el que recibí la señal clara de mi cuerpo y mi mente, diciéndome que ya debía detenerme, pero decidí ignorarla y entonces recibí una reprimenda física para obligarme a parar.

Creo que a veces somos tan perfeccionistas que no logramos parar lo que estamos haciendo hasta completarlo y que esté perfecto.   Cuando se tiene fibromialgia, ser perfeccionistas puede llegar a ser un pecado, porque aunque sepamos delegar, muchas veces incluso pensamos que nosotros lo hubiéramos hecho mejor, y en algunas ocasiones (por lo menos pasa en mi caso), repito la tarea que le asigné a otro con la intención de hacerla mejor, o como yo considero que debió quedar perfecta.

Hay tantas señales que recibimos de nuestro cuerpo y cerebro cuando estamos ejecutando alguna tarea que consume mucha energía y esfuerzo, como dolor agudo y localizado, punzadas en la espalda, calambres en las piernas, cansancio extremo, sensación de desvanecimiento, o un simple pensamiento que viene a nuestra mente para hacernos consciente de que nos estamos pasando de nuestros límites.  Como siempre digo, tenemos que aprender a escuchar las señales de nuestro cuerpo; pero mas allá de escucharlas, debemos hacerle caso inmediatamente, porque de lo contrario solo conseguiremos desatar una crisis, que con seguridad nos va a durar mucho mas de los minutos que nos extralimitamos.

En el caso de los fibromiálgicos, el río que suena es el murmullo de nuestro cuerpo y cerebro avisándonos que ya es suficiente, y las piedras que trae, son las reprimendas físicas que recibimos por no escuchar a tiempo y obedecer.  Así que en lo sucesivo, trataré de escuchar el río que suena y detenerme de inmediato, antes de que me lleguen las piedras y me golpeen…

jueves, 23 de agosto de 2012

Algunos consejos relacionados con la dieta para el alivio del dolor de la fibromialgia

fmCiertamente, no existe ninguna comida mágica que puede curar la fibromialgia por completo o que le haga sentir bien inmediatamente, pero también es cierto que algunos cambios en dieta pueden mejorar los síntomas de la fibromialgia.

Una de las cosas mas importantes a tener en cuenta en relación a la fibromialgia es que debemos buscar formas de mejorar nuestra salud y bienestar en general, y disminuir el dolor y la inflamación en todas las articulaciones del cuerpo.

Aquí les dejo algunos consejos relacionados con la alimentación que pueden ayudarle a controlar o aliviar los síntomas de la fibromialgia, con solo modificar la dieta y cambiar los hábitos alimenticios.

Incremente el consumo de Omega-3 en su dieta: los ácidos grasos Omega-3 están llenos de propiedades anti-inflamatorias, ya que ayudan a incrementar la producción de químicos en el cuerpo que controlan la inflamación en las articulaciones y en los tejidos.  Los pescados como el salmón, las sardinas y el arenque están llenos de Omega-3 y ayudan a aumentar los niveles del colesterol bueno en un 4%, además de reducir la inflamación. Las fuentes vegetales de Omega-3 incluyen la soya, canola, semillas de lino, nueces y sus aceites. Los ácidos grasos Omega-3 también ayudan con la rigidez matinal, el dolor en las articulaciones sensibles, los síntomas de la depresión, hipertensión, problemas reumatoides y refuerzan el sistema inmunológico; además de que contienen propiedades saludables para el corazón.  Así es que considérelo, porque ya sea absorbido directamente de los alimentos que consumimos o en suplementos alimenticios, Omega-3 es una buena adición a su dieta.

Mas Vitamina D puede significar menos dolor: es una vitamina esencial para los pacientes fibromiálgicos y se encuentra en abundancia en la luz del sol. Según los expertos, la corrección de cualquier deficiencia de vitamina D puede ayudar a aliviar los síntomas de la fibromialgia. Todos los pacientes deben ser evaluados para determinar si tienen deficiencia de vitamina D, ya que la falta de vitamina D en el cuerpo puede producir dolor musculo-esquelético, lo que incrementa el dolor de las articulaciones. Sobre todo en la época de invierno, la ingesta de vitamina D debiera ser obligatoria para las personas con fibromialgia.

Manténgase alejado de los aditivos y preservativos: los aditivos alimentarios, que usualmente se encuentran en los alimentos azucarados y la comida chatarra, pueden actuar como una molécula excitotoxina, lo que da rienda suelta a la sensibilidad al dolor. Mantenerse alejado de estos aditivos puede ayudar a reducir los síntomas de la fibromialgia. De igual forma, se ha demostrado que los edulcorantes artificiales pueden provocar severos dolores en el cuerpo y las articulaciones, disfunción cognitiva, mareos y dolores de cabeza, por lo cual también deben ser evitados.

Evite el consumo de grasas: las investigaciones han demostrado que el consumo de grasas trans pueden contribuir al dolor musculo-esquelético y agravar la fibromialgia, por lo que deben evitarse tanto como sea posible.  Reemplace las comidas fritas por alimentos asados al horno o a la parrilla, elimine la grasa y la piel de las carnes y el pollo, evite los embutidos y las salchichas, y cámbiese a productos lite o non fat, cuando se trate de lácteos, como yogurt, margarina, leche, quesos, etc.  Si desea darse un gustito de vez en cuando, un embutido que podría comer es la pechuga de pavo cocida 97% o 98% baja en grasa.

Disfrute de las proteínas magras: al reducir la ingesta de carbohidratos e incrementar las proteína en su dieta puede ayudar a mantener estables los niveles de glucosa en la sangre, ya que la fluctuación de glucosa puede desencadenar crisis de fibromialgia. De igual forma, reemplazar la carne roja con proteínas magras puede ser beneficioso para usted, ya que según la Asociación Nacional de Fibromialgia, eliminar la carne roja puede ayudar a aliviar los síntomas. Reemplace las carnes rojas por proteínas magras como pollo, frijoles, productos de soja y pescado.

Haga a un lado los carbohidratos simples: alimentos como el azúcar, la harina blanca y la cafeína pueden conducir a un aumento temporal de la energía seguido de un bajón. Los pacientes con fibromialgia por lo general tienden a ser hipersensibles, por lo tanto debe evitar esas repentinas subidas y bajadas en sus niveles de azúcar en la sangre.  Con frecuencia se observa que las personas con fibromialgia pueden sufrir de hipoglucemia, una condición en la que se tiene un nivel de azúcar en sangre extremadamente bajo.  Después de consumir carbohidratos simples su cuerpo puede sentir antojo por alimentos azucarados y con almidón, o usted puede sufrir depresión, fatiga, dolores de cabeza y cambios de humor; es por esto que debe evitarlos por completo.

Lleve un control sobre el impacto de su consumo de cafeína: usualmente, los pacientes con fibromialgia sufren de insomnio, por lo que el café es una tentación fácil, pero contraproducente. Esto puede conducir a un círculo vicioso, provocando la falta de sueño cuando se toma por la noche, ya que la cafeína en general tiende a proporcionar un chorro de energía y puede interrumpir sus horarios de sueño. Si necesita o quiere tomar café, trate de hacerlo en las mañanas, y evitarlo después del mediodía, e incluso puede considerar pasarse a café descafeinado. O tal vez pueda optar por una alternativa más saludable que pueda ayudarle a dormir, como té de hierbas sin cafeína.

Mantenga un diario de alimentos para la  fibromialgia: el añadir o eliminar alimentos de su dieta podría hacerle mucho bien. Por lo tanto, es importante llevar un diario de alimentos para la fibromialgia. Aunque definitivamente se trata de un proceso de ensayo y error, y no será una solución rápida ni una cura para la fibromialgia, sin duda le ayudará a trabajar por una mejor calidad de vida y mas saludable en general.  Conforme vaya avanzando en sus notas en este diario, se dará cuenta de lo que debe evitar y lo que le conviene incluir para sentirse mejor.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...